Mazzone acusó a Del Pla de querer convertir a Campo Santo en un pueblo fantasma

Sociedad 12/08/2015
Durante la sesión que tuvo lugar el día de ayer en la Cámara de Diputados, la legisladora provincial Liliana Mazzone se refirió a la problemática en el ingenio San Isidro y al paro de los trabajadores

En primero lugar, la diputada Mazzone se manifestó solidaria con la crisis agraria: “La imposibilidad de la siembra es real. El campo sufre sistemáticamente una situación de persecución en los últimos diez años y que en este momento se hace insostenible”.

En este sentido, reclamó a los productores agropecuarios que “no logran nada cortando las rutas de Argentina, ni pretendiendo tirar granos frente a la casa de Gobierno. Todas las soluciones que se pudieron brindar desde la provincia ya se llevaron a cabo. La problemática de las retenciones excede a un gobierno provincial”.

Mazzone consideró que el problema no está solamente en el grano, sino también en el tabaco, y se refirió al ingenio San Isidro, ubicado en el departamento de General Güemes. En este sentido apuntó contra el Partido Obrero, sosteniendo que movilizan a los trabajadores para provocar más conflicto y no buscar soluciones.Me tocó ver cómo se cerró la fábrica de Minetti para trasladarse 27 kilómetros a Jujuy, y dejar un pueblo muerto como El Bordo. Ahora el diputado me informa que está cerrado el ingenio San Isidro, que está parado, que solo hay policías cuidando la fábrica. Qué pretenden. Debemos preservar la fuente laboral de un pueblo, de un departamento”, expresó Mazzone.

La diputada describió al Partido Obrero como un partido revoltoso: “Vivimos en una república democrática, el que quiera cambiar el sistema que se vaya a vivir a Cuba o Venezuela. Hoy el único que puede destrabar el conflicto es el Ministro de Trabajo dialogando, pero nadie dialoga con estos revoltosos en la calle”.

El país de “Mazzonelandia”Fue el término que utilizó el diputado Claudio Del Pla para responder a Mazzone. “Es un país con sus propias reglas, donde hay una constitución especial para las personas que llevan ese apellido, donde se establece que los diputados electos por la izquierda y de un partido obrero no pueden participar de una manifestación obrera”, sostuvo. 

Del Pla recordó que hace 4 meses los trabajadores del ingenio vienen planteando una negociación salarial sin tener respuesta: “El sindicato ha decidido en asamblea, soberanamente, tomar una medida de fuerza porque no les dieron otra posibilidad. La huelga de los trabajadores y sus familias es la expresión más vital de un pueblo que no quiere que le quiten el porvenir. Esta Cámara de Diputados ha expresado el apoyo al reclamo de esos obreros”.

El diputado indicó que la empresa presentó en el ministerio de trabajo un procedimiento de crisis completamente trucho, sin informar los balances adecuados: “El propio Ministerio de Trabajo la provincia tuvo que rechazarle el pedido que incluía el despido de 100 trabajadores. Es un atropello de la empresa contra los trabajadores. Nosotros estamos del lado que tenemos que estar”.

Fuente: www.informatesalta.com.ar

Te puede interesar