El relato de Tactagi por la toma de la UTA: secuestro, encapuchados, dinero y violencia

Policiales 05/10/2016
Sixto Domingo Tactagi secretario adjunto de la UTA, en su declaración acusa directamente a algunos de los detenidos con cargos muy serios. La familia pide su liberación, pero las acusaciones contra los detenidos son contundentes. Lee su asombrosa declaración.
Ampliar
Toma de la UTA: secuestro, encapuchados, dinero y violencia

El secretario adjunto de la UTA, Sixto Tactagi tuvo un desempeño que no quedaba claro, el día de la toma del edificio de San Luis 555 con rehenes. Primero quería llevar tranquilidad hablando con los medios, aunque luego fue acusado como uno de los cabecillas de ese accionar violento y desmesurado.

Por eso, ya detenido junto a otras 10 personas por ese episodio, dio su versión ante la Policía, a la que pudo acceder InformateSalta.

Recordemos que en un primer momento quedaron detenidos, Omar Daniel Pereyra, Walter Ignacio Pérez, Daniel Hipólito González y Oscar Raúl Villa. Ellos están imputados por los delitos de secuestro coactivo, robo en poblado y en banda y daños. Luego la causa de la UTA sumó 7 nuevos detenidos: el secretario adjunto del gremio, Domingo Tagtagi, Exequiel Maximiliano Malenque, Carlos Martín Barrios, Cristian Alberto Figueroa, Jorge Juan Banda, Agustín Darío Cayo y Oscar Orlando Camacho, de Orán.

Los dichos de Tactagi

En su declaración el detenido denuncia que ese día se presentó a trabajar cuando fue sorprendido de atrás por tres o cuatro personas de sexo masculino, con anteojos oscuros, quienes le expresaron “viejo quedate piola el problema no es con vos, es con Flores”.

En ese momento, expresa, aparece Walter Pérez, uno de los hoy detenidos, quien es delgado del Corredor N° 6, y dijo: “Viejo el problema no es con vos, pedimos que Flores renuncie”.

Según Tactagi, intentó dialogar con estos sujetos, pero lo hicieron sentar en el asiento de su escritorio. Posteriormente ingresaron a su oficina al secretario de actas Carlos Barrios y el Secretario de Cultura, Jorge Banda. Estos cerraron la puerta. Además, un detalle no menor es que Tactagi denuncia que en un momento alguien le sustrae su teléfono celular, detalle no menor por cómo se sucedieron los hechos.

Es más, aclara que él mismo veía como su celular era manipulado por uno de los acusados, hasta que uno se acerca y le dice que marque el número del Secretario del Interior de la UTA nacional, Jorge Kienner. Marca el número indicado, toman el teléfono y alguien desde afuera se comunicaba expresando: “Venite a Salta, a solucionar este problema, Flores no es más el secretario general y lo que pasa aca va a ser culpa tuya”.

Posteriormente ingresa a la oficina un sujeto quien llevaba puesta una capucha y lentes oscuros. Se acerca a su escritorio, con dos fajos de dinero y cheques, que le hacen entrega

Desde su oficina entreabierta, observa a los acusados que conducían a Mario López, Jorge Flores, y Miguel Rasjido hasta la sala de reuniones. Allí, Omar Pereyra, ex secretario de Asuntos Gremiales, le dijo: “Hablá con la prensa decile que queremos la renuncia de Flores, acá hay muchas anormalidades”. Lo obligan a asomarse por la ventana para dialogar con la prensa exigiéndole que manifieste: “somos 280, estamos en asamblea”.

En un momento dado, Tactagi recordó que junto a los cuatro secretarios que se encontraban en la sala, por temor a su integridad física planearon salir por una de las ventanas del primer piso, aunque luego desistieron de la idea.

Más amenazas

En su relato, precisa que otra persona con capucha y lentes, del cual desconoce su identidad, patea el escritorio y encara directamente a Flores diciéndole: “tenes que renunciar, culpa tuya yo estoy sin trabajo”. Seguidamente ingresó Omar Pereyra, se sentó frente al mismo Flores y le dice: “mira hasta donde tuvimos que llegar Jorge… para que nos escuches… tenes que renunciar”.

Obligado y por temor a su integridad física, el secretario adjunto seguía hablando con la prensa repitiendo lo que le decían tenía que informar: que la situación era por los despidos, y que están mal pagados.

Finalmente dejaron salir a los secuestrados pero cuando quiso salir él, Walter Pérez cruzo el brazo y le dijo “vos no”. Recuerda que lo retiene, mientras los tres secretarios que habían salido anteriormente fueron acompañados personal policial.

El pedido de familiares y la carta de Pereyra

"Todos ustedes compañeros de lucha saben que la causa es justa y que el proyecto no solo es laboral, es también social y de inclusión. Hoy exhortamos a toda la clase trabajadora, a todos los compañeros de lucha, a movilizarse junto a nuestras familias pidiendo la libertad de todos los que estamos siendo víctimas del sistema injusto con la clase trabajadora y menos pudiente", señala en uno de los párrafos de una carta escrita por Omar Pereyra en la Alcaidía el pasado 2 de octubre.

Pereyra señala: "La sociedad debe entender que nosotros no somos delincuentes, no somos secuestradores ni mucho menos ladrones, deberían investigar los movimientos bancarios económicos de otras personas, para así saber quién o quiénes son los delincuentes, deberían investigar quién secuestra y mantiene cautivo los sueños y proyectos de los trabajadores, quiénes contratan personas violentas para amedrentar a trabajadores".

Los dichos de Tactagi demuestran todo lo contrario.

Te puede interesar