Caso Emanuel: Su abuelo sostiene que fue víctima de un homicidio

Policiales 08 de noviembre de 2016
El adolescente fue encontrado en un basural en la zona sur de la ciudad con una soga en el cuello. Su familia pone en duda las hipótesis del fiscal Pablo Paz.
emanuel
El lugar donde hallaron el cuerpo del adolescente.

La familia de Emanuel Torres se encuentra viviendo una verdadera pesadilla, desde que encontraron su cuerpo en un basural en la zona sur de la ciudad. La justicia desde un principio comenzó a manejar el caso como suicidio, pero su familia sostiene que fue asesinado. Dentro de cinco días les van a entregar sus restos para que puedan despedirse de él.

La justicia nos dice que él se suicidó, pero no es cierto, a Emanuel me lo mataron”, dijo con la voz entrecortada Julio Vera, su abuelo, durante una entrevista exclusiva con InformateSalta. Atravesado por el dolor sostuvo que “en el lugar (donde encontraron su cuerpo) no hay ni un árbol, no tenía donde colgarse. Tenía el torso desnudo y lo reconocieron por su pantalón y zapatillas”.

Ante las dudas, efectivos de la Brigada visitaron durante la mañana a la familia del joven ya que entre sus pertenencias sólo encontraron “los 100 pesos con los que salió de la casa, los tenía en el bolsillo del pantalón, pero no estaban dos celulares, por eso pedimos que los intervengan para saber dónde están”, explicaron.

Tras su desaparición, algo que nunca antes había sucedido, la familia salió a buscarlo desesperadamente. Los últimos que lo vieron con vida fueron sus compañeros del grupo Plestra de la iglesia del barrio El Tribuno. “Ellos sostuvieron que Emanuel estaba nervioso y les dijo que estaba esperando a una persona, que si no llegaba, se volvía a su casa. El padre cerró la iglesia a la media noche y él ya se había ido”, contó su abuelo.

Tuvo un cambio de actitud

La familia confesó que en las últimas semanas Emanuel mostró un cambio de actitud, “estoy seguro que estaba influenciado por alguna persona. De un día para otro comenzó a depilarse las cejas, a tomar y fumar tabaco. Cuando le preguntamos por qué lo hacía se negaba a contestar. Se escondía de mí, no quería que le mire el rostro”, explicó Julio.

Algo le pasaba, de eso estamos seguros”, sentenció su abuelo, quien además dejó entrever que tampoco pudo haber sido víctima de un robo ya que tenía el dinero con el que salió de su casa.

Finalmente pidieron a la justicia que no descarte otras hipótesis, mientras esperan los resultados de la autopsia para conocer la data de muerte y las causas clínicas.

Te puede interesar