El cuestionado juez Martínez autorizaba salidas transitorias a Leyseca

Justicia 19/11/2016
Aldana Leyseca, condenada a ocho años de prisión efectiva por el crimen de Sabrina Berton, ocurrida en 2.008, gozaría de permisos para salir del penal a entrenar en el equipo femenino del Club Central Norte.

Roxana Belbruno, madre de Sabrina Berton, denunció que la responsable de la muerte de su hija y ya condenada a 8 años de prisión efectiva, Aldana Leyseca, gozaría de salidas transitorias del penal autorizadas por el cuestionado juez Martín Martínez, informa FM 899

El crimen de Sabrina ocurrió el 14 de marzo 2008, en la esquina de avenida Belgrano y 25 de Mayo, cuando Sabrina y Aldana iban en una columna de hinchas del club Central Norte hacia la cancha de Gimnasia y Tiro donde se iba a disputar un partido. En medio de la algarabía de la barra, hubo un disparo que impactó en la cabeza de Sabrina, de 17 años. Era la primera vez que iba a ver un partido de fútbol en vivo y en directo. Pero su alegría se quedó en el camino luego de que Aldana Leyseca disparara un arma que llevaba en la mano.

Belbruno contó que a raíz de ciertos comentarios de que Leyseca estaba gozando de salidas, se acercó hasta el Ministerio de Justicia y Derechos Humanos a plantear sus inquietudes a la ministra Pamela Calletti, quien de inmediato comenzó las averiguaciones pertinentes.

Las mismas dieron por resultado que el juez de Sentencias y Ejecución, Martín Martínez, había firmado un escrito para autorizar las salidas periódicas de Leyseca para entrenar en el equipo de futbol femenino del club Central Norte.

Según lo manifestado por la ministra a Belbruno, los permisos para salir del penal no correspondían habida cuenta el poco tiempo que lleva encarcelada, por lo que se iniciaron las investigaciones para determinar si se trató de una negligencia del juez Martínez o se trata de una cuestión de “amiguismo proveniente de los lazos de Leyseca con el poder”, aseveró.

La madre de Sabrina lamentó que “haya personas que utilicen estos lazos para favorecerse”, lo que además estaría generando malestar con las otras internas del penal, quienes llaman a Leyseca “la Torrico del Penal”.

Belbruno enfatizó en que “no me preocupa lo que haga o deje de hacer Leyseca, pero sí el mecanismo que se teje dentro del penal, luego de que una persona es condenada y suceden estas cosas”.

Te puede interesar