Alimentos claves para quemar grasas y perder peso

Salud 07/01/2017
Las hormonas son sustancias segregadas por células especializadas, entender su funcionamiento sirve para aprovechar al máximo un cambio en nuestra salud. Hormonas como la insulina, el cortisol y la leptina son hormonas que juegan un rol clave en el control del hambre y la pérdida de peso.
Ampliar
Para bajar de peso tener en cuenta

Ciertos hábitos pueden aumentar las hormonas utilizadas por nuestro cuerpo para controlar el hambre y la pérdida de peso.

La insulina se relaciona usualmente con la diabetes, y es porque esta hormona determina si el azúcar en la sangre se utiliza inmediatamente como energía o si se almacena como grasa. Si consumimos demasiados carbohidratos, producimos demasiada insulina y las células no pueden absorberla, así que el hígado convierte todo en grasa.

Para controlar los niveles de insulina, tenemos que ingerir pequeñas porciones de verduras, carnes magras y granos ricos en fibra cada 2 o 3 horas. También debemos evitar  el pan blanco, el azúcar blanca, la pasta blanca y alimentos procesados de esa índole.

ejercicios

El cortisol es "la hormona del estrés", que tiene el control del azúcar en la sangre, regula el metabolismo y controla el equilibrio entre el agua y la sal en nuestro cuerpo. Cuando nos estresamos, el cortisol estimula el almacenamiento de grasa alrededor de los órganos vitales. Este proceso, libera ácidos grasos peligrosos para la sangre y que aumentan los niveles de colesterol e insulina.

Podemos controlar los niveles de cortisol dando un paseo a la hora de almuerzo, comiendo lentamente, reduciendo el consumo de cafeína y durmiendo un mínimo de 7 horas diarias.

La leptina es la "hormona del hambre", y se vincula directamente con la grasa corporal y la obesidad. Es liberada desde las células de grasa y es tan poderosa que incluso puede tener un efecto a largo plazo sobre la cantidad de comida que nuestro cuerpo necesita para alcanzar la saciedad.

Para mantener bajo control los niveles de leptina, debemos evitar alimentos azucarados y procesados, descansar lo suficiente por las noches y realizar entrenamientos de alta intensidad con regularidad.

Te puede interesar