Hábitos saludables: alimentación, ejercicios y vida social

Sociedad 04/08/2017
En la columna de la semana pasada hablamos de la importancia de realizar actividad física, hoy nos toca hacer referencia a los hábitos, qué son y para qué sirven incorporarlos.
habitos saludables

La Organización Mundial de la Salud, define a la salud como un “estado de completo bienestar físico, mental y social”. Mas, que de  una vida sana tenemos que hablar de un estilo de vida saludable del que forman parte la alimentación, el ejercicio físico, la prevención de la salud, el trabajo, la relación con el medio ambiente y la actividad social.

Hábitos: Para qué nos sirven, qué son y cómo podemos incorporarlos

* Una palabra de la cual en los últimos tiempos se habla mucho y en varias ocasiones no sabemos identificar un hábito y más aún si lo tenemos.

*Cambiar de hábitos no es para nada fácil. Son prácticas habituales que realizamos las personas. Todos tenemos hábitos. Es una costumbre.

*Llevar hábitos saludables es esencial para mantenernos jóvenes, sanos y en  forma más allá de la edad que tengamos.

* Contar con una vida saludable, nos permite tener una vida mejor.

*Si logramos introducir cambios, por más pequeños que nos parezcan; obtendremos beneficios para nuestra salud corporal y también mental.

*Debemos tener presente de la importancia de  introducir hábitos a nuestros hijos desde pequeños para que ya los tengan incorporados. Los adultos somos el espejo de los mas chiquitos de la familia.

En cuanto a alimentacion saludable, lo ideal es consultar con médicos especialistas en nutrición para que nos indiquen correctamente cuales son los alimentos que siempre debemos tener presente en nuestra alimentación.

Hoy por hoy, se recomienda evitar las harinas, el azúcar y las bebidas gaseosas. Las comidas chatarras y congeladas, no son lo ideal. Y se sugiere incorporar verduras y frutas, jugos y/o batidos verdes, semillas, frutos secos, pescado, alimentos orgánicos, entre otros.

Lo que debemos tener en cuenta es cómo y cuánto ingerimos de alimentos. Y no pretendamos suprimir todo de una sola vez, un alimento por vez para que pueda hacerse el hábito.

El ejercicio físico es fundamental en nuestra vida diaria. Porque nos permite oxigenar, distraernos, activar nuestro cuerpo y prevenir enfermedades como el sobrepeso y la obesidad y todo lo que trae consigo llevar una vida sedentaria. Realmente es preocupante la poca actividad física que realizamos, tanto niños, adultos y adultos mayores. Es un buen momento para ser consientes e incorporar actividad física.

En nuestro ámbito de trabajo tenemos que procurar contar con un buen ambiente, tanto en las relaciones personales como en lugar donde pasamos tantas horas; una buena luz, ventanas que permitan la entrada de la luz natural, plantas y aromas agradables.

Tomar conciencia del cuidado del medio ambiente, evitar el consumo excesivo de agua y más aún dejar que las canillas de casa pierdan agua todo el día, plantar árboles nuevos, evitar aerosoles que contaminan el aire, aire que respiramos día a día. La basura, separar plásticos y cartones de restos de comida. Solo hay que hacerlo, incorporarlo a nuestra rutina. Así se convertirá en un hábito familiar en poco tiempo.

Y …..de vida social ¿cómo andamos?; somos  realmente consientes de los beneficios de interactuar, de salir, de organizar reuniones, de compartir agradables momentos con familia y amigos;  esto forma parte, aunque no lo crean, de una vida saludable. Evitemos que nos venza el cansancio y caer en la monotonía.

¡Ven!, que es posible tener una vida saludable, solo es cuestión de proponérselo.

 Evaluar los miles de beneficios que obtenemos de manera personal,  crear el hábito de cada cosa y lo logramos repitiéndolo varias veces hasta que se vuelva automático; para esto necesitamos de constancia, motivación y fuerza de voluntad.

Tengamos presente que todo cuesta, lo importante querer lograrlo. Por una vida saludable, con hábitos, que hacen bien!!!

 Por: Flor Zumaeta 

Te puede interesar