De lo peor: Violaba a su hijo durante el régimen de visita

Nacional 20 de septiembre
El niño tras develar el abuso a su familia, luego lo hizo con la psicóloga de un hospital público.
10-CRISTO 2

Un hombre de 24 años fue encontrado culpable por un tribunal neuquino de violar a su hijo de dos cuando iba a su casa por un régimen de visitas, pero seguirá en libertad hasta la condena.

El delito es agravado por ser el padre y convivir con el chico, por lo que podría recibir una pena de 8 a 20 años de prisión efectiva.

“Me sentí muy feliz cuando me avisaron que lo habían declarado culpable. Los abracé muy fuerte a mi hijo y a mi mamá”, reveló Candela, la mamá, que se hizo fuerte para poder sostener a su hijo.

Candela se separó en 2014 por violencia de género de su pareja, con quien tuvo al pequeño que se transformó en víctima.

En mayo de 2015 se impuso una restricción de acercamiento y un régimen de visitas, por lo que la abuela paterna del niño lo iba a retirar para llevarlo a la casa de su papá.

En mayo de ese año y febrero de 2016 hubo notorios cambios en el nene hasta que finalmente develó que era abusado por el padre.

En el juicio se ventiló que el niño describió dos sensaciones, dolor y asco, por lo que le hacía el padre.

El testimonio de la médica forense fue determinante para los jueces, Alejandro Cabral, Cristian Piana y Martín Marcovesky, ya que confirmó la violación y el daño que padeció el nene que estuvo al borde de una intervención quirúrgica.

Una de las pericias clave, la cámara Gesell, no se pudo concretar porque el chico no tenía confianza con la profesional que lo abordo y que en 30 minutos tenía que obtener prácticamente una declaración. Pero sí lo hizo en otros espacios.

“A sus maestras, a su psicóloga que lo trata desde el develamiento y a los familiares les contó lo que sufrió y lo importante fue que lo hizo con sus palabras”, destacó el fiscal Gustavo Mastracci.

“Es un chico con mucha personalidad y para nada influenciable. A todos les brindó un relato coherente y creíble, que es lo esencial que requiere la Cámara Gesell, donde el chico no se sintió cómodo para hablar”, detalló la abogada de la familia Marina Díaz.

Una vez declarado culpable, ahora se aguarda una audiencia en la que se impondrá la pena. Para ello el fiscal, la querellante. La defensora de los derechos del Niño y el Adolescente mantendrán una reunión para ver si se ponen de acuerdo con la pena a solicitar que se especula superaría de base los 11 años de prisión. Por ahora el padre violador seguirá en libertad.

La abogada querellante, Marina Díaz, destacó el fallo por unanimidad que trascendió este martes, aunque la sentencia va a estar recién en 10 días.

“Es una condena ejemplar para la provincia porque el pequeño, que tenía dos años al momento del abuso, no lo pudo expresar en cámara Gesell pero lo relató en otros ámbitos y eso se hizo valer en el juicio”, contó.

El niño tras develar el abuso a su familia, luego lo hizo con la psicóloga de un hospital público, con quien sigue en tratamiento y también a su maestra.

“Lo que también fue importante es que la víctima siempre se expresó con sus palabras, por lo que quedó en claro que no hubo un relato implantado o inducido”, destacó.

Fuente: Télam

Te puede interesar