Tras apelar la medida, quedó en suspenso la multa a 15 clínicas

Sociedad 12 de octubre
La sanción fue por más de 22 millones de pesos. La resolución de la Cámara de Comercio de la Nación fue apelada ante la Cámara Federal de Apelaciones de Salta.
87757_20170823145239

A fines de agosto pasado se conoció que la Secretaría de Comercio de la Nación había multado a 15 clínicas salteñas y a la asociación que las nuclea, por "cartelización de precios" contra una empresa de medicina prepaga. Lo cierto es que la Asociación de Clínicas y Sanatorios Privados de la Provincia de Salta (Aclisasa) apeló la medida y el pago de la multa quedó en suspenso hasta que resuelva la Justicia. 

La multa que se le aplicó a las clínicas fue de $22.768.860. Desde la Nación, en tanto, afirmaron que "las sanciones fueron graduadas tomando en cuenta la capacidad patrimonial y financiera de las empresas". Aclisasa recibió una multa de $491.480 y la clínica Santa Clara de Asís, de $3.472.499. 

Ante este escenario, Aclisasa realizó presentaciones ante la Secretaría de Comercio de la Nación, que dispuso:

La excepción al depósito del pago previo de la multa, atento a que ello afectaría irreparablemente la situación económica-financiera de las clínicas. Además, envió las actuaciones a la Cámara de Federal de Apelaciones y por esta razón, el pago de la multa quedó en suspenso hasta que haya una sentencia de este fuero judicial. 

"Ahora hay que esperar los tiempos de la Justicia. Se giró todo el cuerpo del expediente a la Cámara y depende de ellos el tiempo que tomen para resolver", le dijo a El Tribuno Matías Ormeño, titular de Aclisasa.

 

La defensa

En su momento, Aclisasa emitió un comunicado en el que calificó de "improcedentes, ilegítimas, arbitrarias, estólidas y discriminatorias" las penalidades.

La Secretaría de Comercio aplicó la multa por denuncias recibidas entre 2011 y 2013. Según afirmaron, la gente se quejaba porque las clínicas no recibían a los afiliados a la prepaga Swiss Medical. A este punto, desde Aclisasa señalan que "la prepaga imponía el precio de las prestaciones que abona por los servicios de salud, que estaban por debajo de los costos". Y que se negaban a incrementarlo, ante el pedido de las empresas.

"Todo el proceso administrativo partió de una falaz denuncia de Swiss Medical que no estuvo bien investigado. la Secretaría de Comercio tiene un desconocimiento del sistema de salud en la provincia. Esta secretaría no supo leer y hacer las investigaciones para determinar cómo fueron las cosas", dijo Ormeño.

Respecto de la situación actual de las clínicas, Ormeño dijo que no hubo muchos cambios con relación a los últimos años. "Desde 2001 continúa la emergencia sanitaria, lo que es un reflejo fiel de cuál es la situación de todos los prestadores de la salud", aseguró.

Además dijo que el sector no está pasando su mejor momento y que en los últimos 20 años se perdieron casi la mitad de las camas que había en el sector privado. "Hablar de sobreprecios, es desconocer la realidad que se vive. Si habría sobreprecios no hubiésemos perdido tantas camas", afirmó.

La denuncia que se realizó en Salta llevó a la Comisión Nacional de Defensa de la Competencia a realizar investigaciones sobre este aspecto en distintas provincias argentinas, para ver si las clínicas manejaban precios de referencia.

Te puede interesar