La acusan de haber alcoholizado y asesinado a su beba de 16 meses

Policiales 09 de junio de 2018
La mujer está detenida. Contó que había hallado muerta a la nena, pero la autopsia la compromete.
MISIONES 2
Vista de la localidad misionera, Puerto Esperanza. - Foto: Google Street View

Clarín/ Una joven de 22 años fue detenida en la localidad misionera de Puerto Esperanza luego que los médicos forenses establecieran que su hija de 16 meses fue asesinada y tenía una alta concentración de alcohol en sangre. La mujer fue apresada el jueves, casi tres meses después del crimen.

El 12 de marzo, María se levantó y con su hija mayor —que tiene cuatro años— se dirigió a la casa de su hermana. Apenas la vio llegar, su hermana sintió que algo había sucedido, ya que la joven sólo llevaba a una de sus hijas. Cuando le preguntó por la beba, María respondió inmutable, “no está más”, y luego se sumió en un profundo silencio.

Temiendo lo peor, la tía de la pequeña fue rápidamente hasta la vivienda y la encontró en la cama, sin vida. Entonces, enseguida avisó a la Policía.

La madre de la víctima explicó ante los agentes que se había despertado a las 5.30 y que había notado que su hija menor ya no tenía signos vitales, motivo por el cual se dirigió a la casa de su hermana en estado de shock.

El médico policial no fue concluyente sobre las causas del deceso de la nena, motivo por el que el juez de Instrucción de Puerto Iguazú, Martín Brites, pidió una autopsia.

Después de un meticuloso análisis, los médicos forenses establecieron que la beba murió por asfixia mecánica y aportaron un dato más: en el cuerpo hallaron 0,48 gramos de alcohol por litro en sangre.

Con estos datos, el juez dispuso que María fuera detenida por el delito de “homicidio calificado por el vínculo”, medida que se concretó el jueves, en Puerto Esperanza.La mujer fue trasladada a Iguazú y ante el magistrado se negó a declarar.

Te puede interesar