Venganza atroz: le cortó el órgano sexual con un cuchillo de cocina a su marido por infiel

Medios 02 de julio de 2018
Una mujer, despechada tras el hallazgo de la infidelidad de su esposo, optó por un sangriento método de venganza al tomar un cuchillo de cocina y cortarle el pene.
_MG_1103

Una mujer, despechada tras el hallazgo de la infidelidad de su esposo, optó por un sangriento método de venganza al tomar un cuchillo de cocina y cortarle el pene, en Tailandia.

Karuna Sanusan, de 24 años y residente de Sriracha, ciudad a 120 kilómetros de la capital de Tailandia, dijo a la policía que despertó a su esposo, Siripan, de 40, antes de atacarlo con un cuchillo de 12 pulgadas.

Karuna actuaba en despecho pues había descubierto que su esposo le estaba siendo infiel, por lo cual decidió cortarle el pene en venganza.

Una vez cometido el sangriento crimen, la mujer se deshizo del pene desmembrado lanzándolo por la ventana de su departamento, mientras Siripan se retorcía en agonía y dolor bañado en su propia sangre.

Daily Mail reporta que fueron los vecinos, al escuchar los alaridos de la víctima, quienes alertaron a las autoridades sobre los hechos, cerca de as 6:20 de la mañana del lunes.

Cuando la policía entrevistó a la mujer, originaria de Camboya, dijeron que ésta se mostró tranquila y estoica mientras revelaba los detalles de su venganza inspirada por el despecho.

“Comencé a sospechar que me era infiel y no podía estar tranquila, estaba furiosa”, declaró la esposa despechada a la policía.

Tras presuntamente confirmar sus sospechas de que su esposo tenía amoríos con varias mujeres, la mujer planeó por un tiempo su venganza y al despertar “lo incitó” para luego cortarle el pene y tirarlo por la ventana, según su propia declaración.


 Al llegar a la escena del crimen, la policía encontró a Siripan con graves heridas y una enorme pérdida de sangre, además de el pene desmembrado el cual fue puesto en una hielo con la esperanza de que los médicos pudieran reintegrarlo al cuerpo de la víctima.

Al ser trasladado al hospital más cercano, los doctores confirmaron que sería imposible recuperar el funcionamiento normal de sus genitales, pues el pene había estado demasiado tiempo despegado del cuerpo y el daño estaba más allá de lo reparable.

“Nunca podrá usar su pene de forma normal. Estará discapacitado por el resto de su vida“, dijo Somkid Boonlert, coronel de la policía.

La pareja, aunque se desconoce cuánto tiempo llevaba de casada, se sabe que se dedicaban a la venta de vegetales orgánicos en un puesto ambulante. La mujer reportó iniciar sus sospechas luego de notar el coqueteo que su esposo realizaba con muchas mujeres.

La mujer fue arrestada y tiene prohibido acercarse a su esposo.

Te puede interesar