Norberto Oyarbide ratificó aprietes y apuntó contra Néstor y Cristina Kirchner

Nacional 09 de agosto de 2018
Ante el fiscal Stornelli, el ex juez dijo que ambos ex presidentes mandaron a Javier Fernández y a Jaime Stiuso a que lo presionaran.
norberto oyarbide

Norberto Oyarbide volvió a los Tribunales de Comodoro Py y después de más de dos horas en la fiscalía de Carlos Stornelli, ratificó sus dichos ante la Justicia donde, pese a un discurso oscilante, reiteró que recibió presiones. Contó que tuvo una reunión en un inmueble de la calle Córdoba con el entonces poderoso espía Jaime Stiuso y el operador judicial Javier Fernández, y que entonces le pidieron en "nombre de Néstor y Cristina Kirchner celeridad en la causa de enriquecimiento ilícito". Pese a las especulaciones, Oyarbide no declaró como arrepentido y su nueva declaración dará lugar a otra investigación, indicó Clarín.

Después de su estridente paso del miércoles por los Tribunales Retiro, el ex juez federal, se presentó ante el fiscal Carlos Stornelli en la causa de los "cuadernos de las coimas". En un discurso oscilante con un día de diferencia, pidió declarar de nuevo, tras el impacto de sus dichos del miércoles al mediodía  cuando prestó declaración indagatoria. Al finalizar, ante la prensa aseguró que le “apretaron el cogote” para cerrar la causa por enriquecimiento ilícito contra la familia Kirchner. Allí mencionó al auditor General de la Nación Javier Fernández y al ex espía Jaime Stiuso como quienes estaban detrás de los aprietes.

 nestor kirchner

 

Ante el fiscal, Oyarbide volvió a declarar. Lo hizo por más de dos horas y allí ratificó sus acusaciones contra el operador judicial del PJ y el ex espía de la SIDE. Contó más detalles, al señalar que mantuvo un reunión en un inmueble de la avenida Córdoba, en Capital Federal, con Stiuso y Fernández "quienes en nombre de Néstor y Cristina Kirchner me pidieron celeridad en la causa (por enriquecimiento)", explicó a Clarín el abogado defensor Osvaldo Cantore.

Cuando se le consultó si el pedido respondía a que el expediente se cierre, la defensa de Oyarbide reiteró que el ex juez "sólo se refirió al pedido de celeridad". La denuncia por enriquecimiento ilícito se remonta a 2008. Tuvo como eje el exponencial crecimiento que el matrimonio Kirchner tuvo en su bienes de un 158% sólo en un año.

 

El ex juez federal, que no pidió acogerse a la figura del imputado colaborador, radicó de esta manera, una denuncia a raíz de las acusaciones contra Fernández y el espía Stiusso. Esto será sorteado el viernes por el fiscal Stornelli y dará lugar a una nueva investigación. 

En la causa de los "cuadernos de la corrupción", el ex magistrado está acusado de ser partícipe necesario de la asociación ilícita que “comandó Néstor y Cristina Kirchner” y que se dedicó, durante una década, a establecer un circuito de pago y cobro de sobornos, que según el expediente, podrían superar los 200 millones de dólares. La Justicia sospecha que Oyarbide recibía dinero para favorecer con sus resoluciones al kirchnerismo,

Su pedido de ampliación de indagatoria, se gestionó después de ser entrevistado en  en Radio 10.  “Estoy mal, estoy muy mal. Me queda todavía un poco de fuerza para decir las cosas”, comenzó Oyarbide, y continuó: “Finalmente, ellos eran empleados, por llamarlo de alguna manera, de una persona de la que emanaban todas las responsabilidades. Es la persona que falleció, el esposo de la Presidenta".

Según dijo, “sobreseía en base a lo que me dijeron, había que hacerlo y así fue”. “¿Qué querés que haga si se murió (Néstor Kirchner)?", añadió. Ante la Justicia apuntó contra el ex matrimonio presidencial. Dijo que por orden de "Néstor y Cristina" le llegó el pedido de "celeridad", sin embargo su abogado buscó relativizar la extorsión dijo: "No fue coaccionado". Ante la consulta de Clarín sobre si Oyarbide se retractó sobre las presiones denunciadas, negó un cambio en su planteo.

Te puede interesar