Evasión y competencia desleal de profesionales, la realidad que busca mitigar Rentas

Sociedad 11 de septiembre de 2018
No dan factura, no pagan impuestos y mienten en sus declaraciones juradas. Tras un cruce de datos, lograron descubrir las maniobras y buscan incorporarlos al circuito de contribuyentes responsables. Corredores inmobiliarios, abogados y médicos en la mira. VIDEO.
moratoria-rentas-salta

La Dirección General de Rentas trabaja intensamente para dar con profesionales que evaden el pago de sus  impuestos. Se trata de corredores inmobiliarios, abogados, médicos y emprendimientos variados que no emiten factura, no pagan impuestos y mienten en sus declaraciones juradas. InformateSalta dialogó con el director de ese organismo, Luis Trogliero, quien explicó las acciones que llevan adelante.

Esta situación de no recibir factura es algo que sucede en varios rubros y está muy marcado en el sector inmobiliario porque al no existir un modo de descargarla, en caso de quien alquila una vivienda particular, esto genera que nos conformemos con un recibo común y eso provoca una evasión porque quienes disponen de una vivienda y la destinan a alquiler debieran estar inscriptos y pagar el correspondiente impuesto”, explicó.

“Las inmobiliarias como en cualquier rubro deberían estar inscriptas en la Dirección General de Rentas y pagar el impuesto a las actividades económicas, también emitir factura”, añadió. De sus investigaciones concluyeron que muchas administran consorcios, median entre locaciones y perciben una comisión, que debería ser declarada pero “el grueso no está allí, estamos procesando información y notificándolos porque verificamos que están mediando en la compra venta de inmuebles, allí es donde se generan los grande movimientos de dinero, las inconsistencias nos hacen presumir que hay ingresos no declarados. Quienes se dedican al sector median por comisiones bastante jugosas y no emiten facturas”, remarcó.

Repunte: crecieron un 26% las ventas inmobiliarias en el tercer trimestre

Los inmuebles al ser bienes registrados pueden ser monitoreados y lo que detectaron son personas que compraron varios en el año y los vendieron, “son habitualistas de esta situación tienen consumos altos, no declaran ingresos, y se presume que realizan operaciones no declaradas, las comisiones son muy altas”, sostuvo. Esos datos comparados con sus consumos, por ejemplo de tarjetas de créditos fueron las que prendieron las alarmas, “algunos ni siquiera tienen registrada una actividad económica”.

Nuestro objetivo es recaudar, pero queremos poner en igualdad de condiciones a los contribuyentes. Si no lo hacen caerá el rigor de la ley en un proceso fiscal, las multas e intereses son grandes, por eso los invitamos a que regularicen su condición, que sus declaraciones juradas sean acordes”, remarcó.

La situación se repite en otros rubros como médicos y abogados que no emiten facturas de consultas particulares y pagos mensuales por servicios de representación legal. Si se suma la cantidad de ingresos no registrados se puede percibir importantes evasiones al fisco.

Te puede interesar