Rosario de la Frontera tendrá un moderno y refaccionado cine teatro

Interior 05 de octubre de 2018
El edificio que fue bautizado “Güemes” se inaugurará este domingo. “El cine fue uno de los primeros espacios de recreación para las familias rosarinas, por lo que llena de expectativas su reinauguración” indicó su intendente, Gustavo Solís.
teatro municipal

El próximo domingo reúne grandes expectativas en los rosarinos, porque quedará oficialmente inaugurado el nuevo cine teatro Güemes de Rosario de la Frontera. Está ubicado en la calle Güemes, una arteria céntrica donde el edificio prácticamente se reconstruyó. Tiene acceso principal con rampa para discapacitados, se amplió el escenario, se remozaron los camarines, se construyó la nueva escalera de salida a escena, se acondicionó el palco (sector pullman), se cambió el piso, se colocó alfombrado, anticipó El Tribuno

Se cambió la iluminación, se instalaron nuevos equipos de refrigeración y calefacción, se construyeron nuevas baterías de baño, se montaron oficinas para administración y boletería, y se dotó a la sala de un habitáculo de sonido.

El intendente Gustavo Solís informó que se trata de un moderno edificio con todas las comodidades. El cine fue uno de los primeros espacios de recreación para las familias rosarinas, por lo que llena de expectativas su reinauguración.

Historia del entretenimiento

“Don Carlos Sisti es el símbolo más importante del cine de Rosario de la Frontera y quizás de la región, fue un empresario hotelero que vio en el cine, el complemento para la explotación hotelera y gastronómica”, relató el historiador Pedro Romano a El Tribuno.

Romano recordó que “Don Sisti fue el propietario de una de las primeras salas de proyecciones de la ciudad, en su hotel ubicado frente a la Estación del ferrocarril. La historia dicta que todo se trató de una estrategia para incrementar las ventas, lo que dio buen resultado. El Semanario El Nacionalista en su número 15 del jueves 13 de febrero de 1919, lo registra así: “Muy concurrido se encontraron los salones Sisti el domingo pasado, habiéndose dado cintas que agradaron al público que asistió. Dado los pocos centros de distracciones que cuenta esta población, el biógrafo se impone por su amenidad”.

En otra función, anuncia “El cinematógrafo en el Cine Sisti fue una función extraordinaria, muy concurrida. Las cintas que se exhibieron fueron “Memorias de Carlito”.

En aquella época Rosario tenía menos pobladores y este salón fue uno de los pocos sitios de entretenimiento para sus habitantes. Todo el vecindario concurría a las funciones de los sábados y los domingos, destinados a la proyección de películas en alternancia con los bailes sociales, o reuniones de recitados y conciertos, la participación de sopranos líricas, como Clotilde Morosini, acompañadas por los profesores de música Elvira Estrada y Andrés Fontana.

El biógrafo era todavía mudo y las funciones solían acompañarse por la música que se tocaba en vivo. Biógrafo está compuesto de la palabra bios, que en griego significa vida y de graphos, que en el mismo idioma quiere decir escritura, lo que, traducido menos literalmente, significa representación gráfica de la vida: El biógrafo, el cinematógrafo, el wargraph y otros aparatos análogos son uno mismo, y tienen su origen en el quinetoscopio. Este era un aparato destinado a la visión individual de bandas de imágenes sin fin, aunque no permitía su proyección sobre una pantalla.

Fue común que el escenario de la sala de cine sirviera para espectáculos musicales y teatrales del momento. Entre los tantos elencos locales es necesario mencionar los integrados por Tito Ramos, Juan Carlos Rivas, Tufik Feres, Angelito Medina y los conocidos como TEN, Teatro Escuela Normal” dijo el historiador.

Te puede interesar