Chip sexual: “No hay que limitar la sexualidad a una hormona, el erotismo surge en la pareja”

Sociedad 07 de febrero de 2019
Así lo manifestó la sexóloga Mónica Gelsi, quien consideró que se puede recurrir a otros métodos antes que al implante de testosterona. “Cuando vos estás con alguien en armonía, tenes diálogo, le dedicas tiempo, hay muchas cosas que se pueden hacer para mejorar los encuentros,” dijo.
chip sexual

Muchos famosos se animaron a admitir que usan un chip sexual, que no es nada más ni nada menos que un implante subdérmico de testosterona, la hormona por excelencia de la libido, sin embargo para la sexóloga salteña Mónica Gelsi, debe ser el último recurso al que debe recurrir una persona o una pareja.

En diálogo con InformateSalta, la doctora contó que la ‘falta de deseo’ es uno de los principales motivos de  las consultas que recibe, principalmente en mujeres después de la menopausia pero también de personas que llevan muchos años en pareja.   

Se puede contribuir a mejorar la calidad de la vida sexual haciendo que la gente se dedique más tiempo al encuentro, que la gente se mire más, se bese más, se ocupe más de la sexualidad que es algo muy importante. La falta de deseo tiene mucha relación con todo esto, no hay medicamentos mágicos,” dijo.

En este sentido, explicó que la testosterona, en el caso de las mujeres, la producen los ovarios y las glándulas suprarrenales hasta 10 años después de la menopausia y no solo sirve para la mantener la libido sino para el trofismo muscular y para una buena calidad de vida.

“En el caso de la mujer,  el tercio de su vida ocurre después de la menopausia y tenemos todo el malestar que se genera por la falta de los estrógenos, hay un montón de beneficios que tiene el tratamiento hormonal de reemplazo en el caso de la mujer durante la perimenopausia o después, Ayuda a tener una calidad de vida mejor siempre y cuando se hagan los controles y sea supervisado,” detalló.

En sus propias palabras “no hay que limitar la calidad de vida sexual a una hormona, el erotismo surge en la pareja” y para ello la gente debe sentir más, debe haber ternura, besos, caricias en un encuentro sexual y no solo concentrarse en el coito propiamente dicho.

“Es un combo de sensaciones, sentimientos, vivencias, experiencias, elecciones, que hace que la gente elige ser feliz. El placer es un derecho y nosotros vinimos a esta vida para gozar. Lo que pasa es como que el placer es algo pecaminoso, nadie viene a esta vida para sufrir. Cuando vos estás con alguien en armonía, con quien tenes diálogo, a quien le dedicas tiempo, a quien miras, hay tantas cosas que se pueden hacer para mejorar los encuentros, la testosterona es parte de esto pero no lo más importante,” expresó.

Gelsi indicó que existen geles lubricantes para utilizar durante una relación sexual y ejercicios, como los de Kegel, que con consisten en fruncir y aflojar la parte baja del cuerpo, como así también óvulos y cremas locales que mantienen la  vagina en perfecto estado de salud o aceptable, por lo menos, para tener una vida sexual linda.

La gente que está sola también puede tener sus episodios de autoerotismo, la masturbación es algo normal que nos acompaña desde que nacemos hasta que nos morimos, lo que pasa es que la censura, los prejuicios y los tabúes hacen como que esto se haya visto mal,” aseveró.

Asimismo, subrayó que es fundamental construir vínculos honestos con el otro, dejar de manifiesto que le gusta a cada uno y sus fantasías. “Busquemos cosas, la gente tiene que recuperar los vínculos, la comunicación. Es fundamental la fantasía. Otra cosa que es súper erótica es la lectura,” destacó.

Te puede interesar