Juicio por Paola Álvarez: Su mamá ratificó que la joven había sido amenazada

Justicia 15 de abril de 2019
Frente a los jueces Mónica Morales pidió que se haga justicia, “Quiero que Santiago Zambrani sea castigado”.
paola alvarez juicio ok

En la primera audiencia del juicio por el femicidio de Paola Álvarez ocurrido el 6 de mayo de 2017 su mamá Mónica Morales estremeció a toda la sala con su testimonio. “Quiero que se haga justicia, Santiago Zambrani mató a mi hija, quiero que sea castigado, sé que nada de esto me va a devolver a mi hija porque él se la quitó”, inició.

Detalló que la última vez que tuvo contacto con Paola fue el viernes que desapareció, “me mandó un mensaje diciendo que iba a llegar más tarde, tipo 22. Ese día llegué cansada a mi casa porque yo trabajo de forma particular y lo hice en tres casas, volví como a las 20 y me dormí confiando en que mi hija iba a llegar”.

Fue despertada al día siguiente por Franco, su pareja y padre de su hijita quien fue a dejarla porque Paola no había vuelto. Desde ese momento su corazonada de madre le advirtió que algo estaba mal.

Juicio Paola

“Me preocupé mucho, le mandé mensajes pero no me contestó, tampoco las llamadas, le dije a mi otra hija que apenas vuelva me avise y me fui a mi trabajo. Cuando iba en el colectivo le mandé mensajes a Santiago preguntando si sabía algo de ella, me dijo que estuvo ahí y que se había ido a las 4 de la mañana, pensé que iba a volver”.

Su última conexión de Whatsapp fue el sábado a las 00:05. Mónica no pudo más de la desesperación regresó a su casa, buscó su documento y fue a poner la denuncia, después se reunió con su familia y comenzaron a buscarla, aunque ella describió eso “como inicio de mi martirio”.

“No quería volver a mi casa, no podía volver y decir que no la había encontrado. Pensé que estaba encerrada, que no la dejaban salir. Ahí decidí sacar fotos y repartir por todos lados y empezar a buscarla”, añadió.

Zambrano

Ese fin de semana contó que Santiago le mandó audios diciéndole que ellos tenían una relación y también le mostró una captura del posteo que hizo de Paola donde se despedía. “Sentí mucho miedo y primero pensé que estaba enojado porque yo lo había denunciado. Me dijo que mi hija se había ido de su casa porque se había enojado”.

Durante su relato aseguró haber visto los mensajes con amenazas que le llegaron a Paola días previos a su desaparición, provenían de un celular no identificado al cual llamó pero nadie le contestó, en ese momento Paola le dijo que “Santiago estaba enamorado de ella pero se había enojado porque ella no quería nada con él. Mi hija estaba en crisis con su pareja y se habían distanciado pero no sé los motivos”.

Finalmente describió a Paola como una joven delgada, indefensa, que estudiaba y trabajaba con el objetivo de tener un sueldo fijo.

Paola y su madre

 

Te puede interesar