Romanticismo ruso y complejidad alemana en un nuevo concierto de la Sinfónica

Cultura 06 de mayo de 2019
La Orquesta Sinfónica estrenará dos obras en el próximo concierto que tendrá lugar el viernes10 de mayo, a las 21, en el Teatro Provincial. La dirección estará a cargo de su maestra asistente Yeny Delgado con la participación de Eugenio Tiburcio como solista en clarinete. Las entradas tienen un costo de $100.
oss

Este jueves 10 de mayo, el público volverá a encontrarse con la Orquesta Sinfónica de Salta, que tiene previsto el estreno de dos obras. Previsto para las 21 hs. en el Teatro Provincial, la dirección estará a cargo de su maestra asistente Yeny Delgado con la participación de Eugenio Tiburcio como solista en clarinete.

Las entradas generales con ubicación tienen un valor de $100 y están en venta en  www.saltaticket.gob.ar y en Boletería del Teatro, Zuviría 70. Hay descuentos para jubilados y estudiantes que se pueden obtener sólo en Boletería del Teatro.

Sonarán, por primera vez en Salta, el Concierto para clarinete y orquesta Nº 1,  Op. 26 de Louis Spohr y Sinfonía Nº 3, Op. 44 de Sergei Rachmaninov.

Louis Spohr gozó de una enorme reputación durante el siglo XIX como compositor, virtuoso del violín, director y profesor. El concierto para clarinete Nº 1 fue compuesto durante su estancia en la progresista ciudad de  Gotha, en Alemania. Es el primero de cuatro conciertos encargados para el virtuoso clarinetista Johann Simón Hermstedt, y catapultó las carreras de ambos artistas, convirtiéndolo en una revolución en la técnica interpretativa del clarinete. El intérprete necesita de gran agilidad técnica, control avanzado de los matices y facilidad en la ejecución de escalas cromáticas y arpegios. Fruto de estas dificultades técnicas, los clarinetistas debieron modificar su instrumento, que contaba con cinco o seis llaves, aumentándolas a trece.

Nacido en Rusia y reconocido como uno de los pianistas más virtuosos del siglo XX, Sergei Rachmaninoff, también fue uno de los últimos grandes compositores románticos de música clásica europea.  Debió dejar su país debido a la Revolución Rusa y, precisamente, su  tercera sinfonía expresa el infortunio que el autor sentía al vivir en el exilio. La compuso en los años 1935-36, en su mansión de Senar, a orillas del lago Lucerna (Suiza). Entre sus tres movimientos, el central asume el papel dual de lento y scherzo, una innovación sinfónica para Rachmaninov que emplea la forma cíclica, con un sutil uso de los temas motívicos combinados.

 

Eugenio Tiburcio

Primer clarinete solista de la Orquesta Sinfónica de Salta desde el año 2004, actuó como solista con la O.S.S. en tres oportunidades, junto a la Orquesta de Cámara UCASAL, estrenando en Salta el Concierto de Finzi, y también con la Orquesta Estudio de Salta.

Realiza desde temprana edad una intensa actividad en música de cámara, habiendo estrenado obras en Salta junto al ensamble ECOS y también con el quinteto de vientos de solistas, y actuando en distintas salas del país. Lleva a cabo una importante labor pedagógica, de forma particular, y formando parte del Sistema de Coros y Orquestas del Bicentenario, como también del equipo docente de la Orquesta Infantil y Juvenil de la Provincia de Salta.
 

Te puede interesar