Salta rindió honores al General San Martín

Sociedad 17/08/2015
El vicegobernador, Andrés Zottos, encabezó este lunes los actos centrales con motivo del 165º aniversario del fallecimiento del “Padre de la Patria”, General José Francisco de San Martín.

La ceremonia tuvo lugar en el Parque San Martín y comenzó en el monumento en su memoria, con el izamiento de las banderas nacional y provincial, ofrenda floral y toque de silencio.

Posteriormente, sobre avenida San Martín, Zottos efectuó la revista de tropas, tras lo cual se ejecutaron los acordes del Himno Nacional e hicieron uso de la palabra el comandante de la Vª Brigada, Gral. Guillermo Tabernero y el ministro de Educación, Roberto Dib Ashur, para concluir con el tradicional desfile cívico militar, del que tomaron parte establecimientos educativos, residentes de pueblos originarios, excombatientes de Malvinas, organizaciones no gubernamentales, fortines gauchos y fuerzas de seguridad.

“Nuestro padre de la patria, el general José de San Martín es un baluarte de honradez y patriotismo y un ejemplo a seguir por todos los argentinos, del mismo modo que nuestro héroe nacional, el general Martín Miguel de Güemes”, sostuvo Zottos en declaraciones a la prensa.

Agregó que “es nuestro deber seguir transmitiendo a nuestros hijos estos valores de unidad e integración, aceptando las diferencias por el bien común”.

Sinónimo de abnegación

En su discurso, el Gral. Tabernero evocó la biografía de José de San Martín, sus primeros años en Yapeyú, su brillante carrera en el ejército español, donde combatió contra los ejércitos portugueses y napoleónicos, tanto en Europa como en África y su retorno al país para abrazar la causa americana, dejando atrás 22 años de servicio, una carrera militar brillante y un futuro promisorio.

También trajo a la memoria la epopeya libertadora con la creación del regimiento de Granaderos a Caballo y su primera victoria en el combate de San Lorenzo; su llegada al mando del Ejército del Norte donde encargó al Gral. Güemes la defensa de la frontera norte y su posterior traslado a Cuyo para organizar el cruce de los Andes, que llevaría la independencia a Chile y Perú.

Finalmente describió a sus últimos años en Europa, como un exilio para evitar desenvainar su sable contra sus paisanos, renunciando así a la gloria, la riqueza y el poder.

“San Martín es sinónimo de abnegación a la causa sudamericana, dueño de una vida ejemplar, una conducta tanto pública como privada ejercida con responsabilidad, patriotismo, honestidad e idoneidad en sus funciones”, afirmó.

Por su parte, Dib Ashur dijo que el 17 de agosto de 1850 pasaba a la inmortalidad en completa austeridad pero en la eterna gloria el artífice de la epopeya de la independencia de Argentina, Chile y Perú, convocando a todos los ciudadanos “a trabajar para construir juntos una Argentina con dignidad y equidad, donde podamos asegurar la realización de los nuestros”.

Participaron también la ministra de Justicia, Pamela Calletti; el intendente (I) Abel Moya; la diputada nacional, Evita Isa; legisladores provinciales, Carlos Espina en representación del Instituto nacional Sanmartiniano; el secretario Gral. de las 62 Organizaciones, Pedro Cruz; autoridades municipales, de las fuerzas de seguridad y representantes del cuerpo consular acreditado en Salta.

Fuente: Parte de prensa

Te puede interesar