Cuáles serán las primeras medidas de Fernández en el gobierno

Política 31 de octubre de 2019
El coordinador de los equipos técnicos del presidente electo adelantó que las primeras medidas buscarán "hacer frente a la emergencia social y alimentaria".
trotta

Nicolás Trotta, coordinador de equipos técnicos del presidente electo Alberto Fernández, adelantó hoy que las primeras medidas que deberán tomarse a partir del 10 de diciembre serán para "hacer frente a la emergencia social y alimentaria" y aseguró que con ese fin será necesario "un nuevo contrato social" entre los sectores financiero, productivo y trabajador que permita "la reactivación de la economía", a través de "la recomposición de los salarios".

"Hace cinco meses que venimos trabajando en el diagnóstico de la situación y en las políticas públicas que se deben implementar desde el primer día en coordinación con gobiernos provinciales, municipales y organizaciones sociales, para hacer frente a la emergencia social y a la propia emergencia alimentaria", dijo Trotta en declaraciones formuladas esta mañana a AM 530.

Agregó que la situación requiere "el rápido despliegue" de esas políticas, que deberán "ir acompañadas de un proceso de reactivación de la economía, a través de la recomposición de salarios y un descenso de la inflación".

Dijo que el actual gobierno de Mauricio Macri "va a dejar la inflación en su pico más alto desde 1991, con una marcada caída en la capacidad de compra de los salarios" que en septiembre se sitúa en el 19, 1 por ciento comparado con noviembre de 2015.

Asumió que para recomponer la situación "no hay recetas mágicas" ni "una única medida que permita salir del laberinto" y que el desafío es "romper la inercia negativa" que demandará "un gran número de medidas" y, sobre todo, "un nuevo contrato social". Ese nuevo contrato social, según dijo, será un "acuerdo entre el sector productivo, el financiero y el del trabajo" con el fin de "desplegar las medidas necesarias a partir del 10 de diciembre".

De todos modos, dijo que "faltan aún 40 días" para el 10 de diciembre, y consideró que "no hace falta discutir hoy en detalle cada una de estas soluciones porque el hecho de empezar a discutir cada una durante tanto tiempo las terminarán deslegitimizando".

"Nuestro frente de gobierno lo que está llevando adelante es el diálogo con cada uno de los sectores para desplegar esas medidas" después del 10 de diciembre, dijo, y remarcó la necesidad de que "cada sector mire al conjunto de la sociedad y no a sí mismo" para salir de lo que calificó "un círculo vicioso" marcado por la caída del consumo y el aumento de la desocupación y de la pobreza.

Te puede interesar

Recibí en tu mail las últimas noticias

Te puede interesar