“Mi novio se escapó con mi mamá cuando yo estaba por dar a luz a nuestro segundo hijo”

Medios 22 de febrero de 2021
novio

Algunas semanas después de la mudanza, Jess Aldridge (24) comenzó a notar que algo raro pasaba en Inglaterra entre su novio y su mamá.

Junto a Ryan, de 29 años, se habían ido a vivir a la casa de sus padres para que los ayudaran con la crianza de su hija de un año, en el contexto de la pandemia de coronavirus.

Las restricciones de la cuarentena hacían que no fuera tan sencilla la organización y lo mejor era armar una burbuja en la que la pareja estuviera acompañada por los abuelos de la niña para que todo fuera un poco más fácil. Pero en realidad las cosas se terminaron complicando mucho más.

En medio de todo esto Jess quedó embarazada de su segundo hijo y para cuando llegó el día del parto los vínculos estaban completamente desvirtuados. Después de dar a luz a Reuben, el flamante padre, dijo que la relación no daba para más y se marchó nada menos que con su suegra. Un escándalo que llegó a los titulares de toda la prensa británica.

"Esta es la peor traición, una espera que una abuela se enamore del bebé que acaba de llegar, no del padre", señaló Jess al diario The Sun. Para cuando la joven fue dada de alta y llegó a casa con su bebé recién nacido ya no estaba ni su mamá, ni su novio. Ahora debía hacerse cargo de los dos hijos sola y en un clima de profunda depresión.

"Ella estaba destinada a ser una abuela para mis dos hijos, que debería ayudarme a cuidarlos, pero en lugar de eso, está jodiendo con mi novio", añadió la joven que admitió estar destrozada: "Estoy desconsolada y lo he perdido todo: mi madre y el padre de mis hijos".

Jess llevaba tres años de novia con Ryan, un vendedor de repuestos de autos al que había conocido por internet. Ella renunció a su trabajo como ama de llaves del hotel Premier Inn en Chipping Norton (Inglaterra) para dedicarse a la crianza de su primera hija, Georgiana, que nació en septiembre de 2019.

El joven y su suegra se mudaron a una vivienda ubicada a unos 50 kilómetros y ahora Jess quedó sola con su padre, Eric, que también está abatido. Es que después de 12 años de relación y cinco hijos, el hombre de 56 años se quedó solo de un día para el otro. Sin embargo, cuando Jess confrontó a su madre, la reacción de la mujer no mostró culpas ni arrepentimientos. "Me dijo: ’No podemos controlar de quién nos enamoramos’".

Cuando la historia comenzó parecía que la mudanza iba a ser la solución a todos los problemas de la joven pareja: "Nos fuimos a vivir con mi mamá y mi papá después de que mamá dijo que nos ayudaría con el cuidado de los niños. Ella prometió que sería más fácil con el nuevo bebé, pero en realidad fue muy, muy difícil".

"Estuvimos encerrados durante meses en la casa hicimos una cuarentena estricta. Fue muy difícil, especialmente porque Ryan y mamá siempre estaban coqueteando entre ellos. Me sentía muy incómoda, fue una experiencia horrible", describió Jess.

Mientras su embarazo avanzaba y ella se dedicaba a cuidar a la niña de un año, su novio y su madre vivían otra realidad: "Por lo general, bebían tragos y se reían y bromeaban en la cocina todas las noches mientras mi papá y yo estábamos en el sofá viendo la televisión. Una vez, encontré a Ryan tocando el trasero de mi madre, y él solo dijo que estaba tratando de que ella se apartara de su camino".

"Tuve la sensación de que algo estaba pasando durante meses, pero nunca quise creerlo. Eso fue asqueroso. Ella se paseaba por la casa con estos vestidos cortos y estaba muy cerca de él en el sofá", relató la joven sobre un contexto que claramente no era el mejor para una mujer embarazada.

Harta de esto, les habló sobre lo que sucedía entre ellos: "Una vez los confronté a ambos y simplemente se hicieron los sorprendidos y dijeron que no era nada. Siempre insistieron en que no había nada entre ellos, pero yo siempre sospeché que estaban tramando algo".

El 28 de enero llegó el día que debería haber sido inolvidable para estos jóvenes padres. Jess, tuvo que dejar a su hija al cuidado de su hermana Carolena, de 19 años, para ir al hospital Gloucestershire Royal donde se realizó la cesárea. Reuben nació pero su padre no estuvo allí.

Horas más tarde, Ryan rompió con Jess por mensaje de texto, alegando que estaba harto de que ella lo acusara de tener una aventura con su madre. Había visto a Reuben unos minutos después de su nacimiento y volvió a ver a su hijo al día siguiente, mientras iba camino a buscar sus pertenencias.

"Ryan había visto a Reuben solo unos minutos después de que nació y luego diez minutos al día siguiente, esta vez estaba muy apurado. Después me enteré que mi madre estaba esperándolo con el auto con todas sus cosas listas en el estacionamiento".

Jess fue dada de alta del hospital el 30 de enero y al regresar a casa descubrió que Ryan y Georgina se habían mudado. Cuando habló con ellos le negaron que algo estuviera pasando y pasaron otros dos días hasta que finalmente admitieron que estaban en una relación.

"Mi mamá me dijo que no puede evitar de quién se enamora y Ryan me dijo lo mismo. Fue una gran patada en los dientes para mí, ellos lo habían estado planeando durante todo mi embarazo. Mi padre se lo tomó muy mal. Está devastado. Esto estuvo sucediendo durante seis meses a nuestras espaldas".

"Ellos ponían excusas para pasar tiempo juntos y me dejaban sola en casa. Lo que han hecho es repugnante y vil. ¿Cómo se supone que voy a explicarles a todos que el padre de los niños y su abuela están en una relación? Algunos de nuestros amigos vieron su nuevo estado civil en Facebook y se sorprendieron. Pusieron que ’están en una relación’. He recibido muchos mensajes preguntando qué pasó y si estoy bien".

"Volví al departamento en el que vivíamos con Ryan y tuve que pagar una fortuna del alquiler de todos estos meses. No puedo creer que él nos dejó a mí y a nuestros hijos y se fue con mi mamá". /Clarín

Las que no te podes perder

Recibí en tu mail las últimas noticias

Te puede interesar

Sorteo

Viví la adrenalina de “Terror Aventura”


¿Te imaginás recorrer salas donde en cada rincón amenace la adrenalina y el suspenso? Del 4 al 7 de marzo, en el Centro Argentino (Sarmiento 277) se montará un parque temático donde no faltarán los grandes íconos del terror. Sumate y ganá tu entrada.

Participar