A 29 años del atentado, la embajada de Israel recordó a las víctimas del ataque

Nacional 17 de marzo de 2021
Embajada

Corría el año 1992, cuando a las 14:50 del 17 de marzo una camioneta cargada con explosivos estalló frente al edificio de la Embajada de Israel en Buenos Aires y la sede del Consulado, en la calle Arroyo 910/916. El coche-bomba, conducido por un terrorista suicida, no diferenció: mató a personal de la embajada, a un sacerdote, a albañiles, conductores, peatones y ancianas que se encontraban en un geriátrico ubicado enfrente de la sede diplomática. El resultado fueron 22 muertos y 242 heridos.

De esta manera, el primer atentado del terrorismo internacional sacudiría al país. Este martes, se cumplen 29 años de un ataque que se convertiría en el primer eslabón de una cadena de impunidad y tragedia, que más tarde tendría un nuevo capítulo en la voladura de la AMIA, en 1994.

A modo de conmemoración, la embajada de Israel lanzó una campaña en recuerdo a las víctimas. El presidente Alberto Fernández participó del video en el que distintas personalidades -entre ellos políticos de la oposición, el presidente de Israel Reuven Rivlin, periodistas y familias- convocaron al acto en homenaje, que se realizó de manera virtual este miércoles a las 14:50.

“A 29 años del atentado, una vez más, decimos presente”, señaló el mensaje presidencial. Después apareció Rivlin, quien hizo una mención a los fallecidos y apuntó que “bendita sea su memoria”. La secuencia reprodujo imágenes de archivo con los destrozos de la embajada y las movilizaciones de los familiares y la comunidad judía para reclamar justicia.

Embajada 1

El video, además, contó con la participación de la embajadora de Israel en Argentina, Galit Ronen, la ex ministra de Justicia, Marcela Losardo, y los ministros Agustín Rossi (Defensa), Eduardo De Pedro (Interior), el canciller Felipe Solá y el presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Massa. De parte de la oposición estuvieron el ex presidente Mauricio Macri, el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, y el director de la Fundación Huésped, Pedro Cahn, entre otros.

Al igual que en el ataque a la AMIA, el acto terrorista ante la embajada de Israel no cuenta judicialmente con culpables directos, a excepción de la sospecha que recayó sobre Imad Fayez Moughnieh, Jefe de Seguridad Especial del grupo libanés Hezbollah, a quien los servicios de inteligencia israelí “identificaron” en 2008 como partícipe en ambos hechos. El acusado falleció el 12 de febrero de 2008 en Siria, cuando explotó el coche en el que viajaba, al salir de un festejo en la Embajada de Irán, en Damasco. En 2006, Argentina lo había declarado “rebelde”.

Las que no te podes perder

Recibí en tu mail las últimas noticias

Te puede interesar