Un argentino es el hombre más buscado en España por matar a su bebé

Internacionales 31 de agosto de 2021
argentino

El argentino Martín Ezequiel Alvarez Giaccio, se convirtió en el hombre más buscado en Cataluña y todo España ya que se presume que cometió un crimen atroz contra su propio hijo, un pequeño de dos años y 9 meses.

Aeropuertos, estaciones de trenes y de micros, todos los rincones emblemáticos de la ciudad y redes sociales, están empapelados con la cara del argentino Alvarez Giaccio.

“Buscamos a Martín Ezequiel Alvarez Giaccio como persona relacionada con la muerte de su hijo en Barcelona. Si tienes información llama al 112”, es el mensaje que acompaña al pedido de datos para dar con el paradero del argentino. La cartelería lo describe como un hombre de 44 años, que mide 1,78 y que tiene “pelo rapado, barba recortada, piel morena, complexión atlética y ojos marrones”.

El argentino habría matado a su hijo de 2 años y 9 meses, con el fin de castigar a su pareja, quien le había pedido terminar con la relación, algo que Alvarez no estaba dispuesto a aceptar.

La pareja se había separado días antes de la muerte del pequeño. Alvarez, un economista argentino con ciudadanía española que estudió en la Universidad de Barcelona y había trabajado en el sector financiero, se había mudado a El Vendrell, a unos 70 kilómetros de Barcelona, donde vive su padre.

 Un crimen atroz
 El martes 24 de agosto, Alvarez fue al departamento de su expareja a buscar a su hijo “para llevarlo a pasear”. Lo llevó hasta un lujoso hotel de la ciudad, llamado Concordia, y luego de pagar 100 euros el día de alojamiento, el conserje le asignó la habitación 704.

Durante toda la tarde estuvo en la piscina del hotel con el bebé, filmándolo y sacándole fotos, según testigos, que enviaba a su ex mujer.

“Te vas a arrepentir”, la había amenazado cuando dejó la casa de la calle Arizala que compartían. Según supo luego la policía, la había intimidado también diciéndole que se suicidaría.

Ya había anochecido en Barcelona cuando Alvarez le envió a la mamá de su hijito su última señal: “Te dejo en el hotel lo que te merecés”. 

Desesperada, la mujer corrió al Concordia. Quiso entrar pero no la dejaron por no estar registrada entre los huéspedes.

Cuando llegó la policía local, debajo de la cama de la habitación 704 encontraron el cuerpito del bebé. Habría muerto por asfixia.

 Las pruebas​
 Las cámaras de seguridad del hotel registraron a Alvarez, con remera gris, jeans y zapatillas rojas, saliendo sigilosamente de la habitación y controlando no cruzarse con nadie.

Otra cámara captó el momento en el que salta el paredón de la piscina y escapa del hotel.

“Lo hemos buscado por todo el Montjuic”, comenta una oficial de los Mossos a Clarín en la puerta de la casa del presunto asesino. Y confiesa que cuánto más tiempo pase, más difícil será dar con él.

Martín Ezequiel Alvarez Giaccio apagó su celular y no dejó rastros. Un taxista asegura haberlo llevado hasta la Terminal 1 del aeropuerto de Barcelona. Pero no hay registros de que hubiera tomado ningún vuelo, al menos con su nombre.

Y mientras la Justicia española está por librar un pedido de captura internacional, su auto permanece estacionado donde lo dejó, en una de las plantas subterráneas del edificio de la calle Arizala, enfrente del departamento por donde pasó a buscar a su bebé el martes 24 de agosto.

 
Fuente: Clarín

Las que no te podes perder

Recibí en tu mail las últimas noticias

Te puede interesar