Indemnización por mala praxis: una familia recibirá cerca de $30 millones tras un histórico fallo

Nacional 22 de mayo de 2022
mala

Un juzgado civil condenó a la provincia de Mendoza a indemnizar a una familia con cerca de 30 millones de pesos por un caso de mala praxis en una bebé recién nacida, ocurrido en 2015 en un hospital público ubicado en el departamento mendocino de Tunuyán.

El Tribunal de Gestión Asociada Cuarto hizo lugar a la demanda presentada por la familia de la pequeña contra el hospital Scaravelli y la provincia de Mendoza, y condenó a estos últimos a abonarles a los padres 16.600.000 de pesos, y a la niña $13.200.000, más los intereses.

La demanda presentada fue por "los daños y perjuicios" por la deficiente atención, inmediatamente posterior al nacimiento de la pequeña, que derivaron en daño cerebral e incapacidad del 100%, según las pericias dadas a conocer por la agencia de noticias Télam.

"Las lesiones sufridas produjeron una enfermedad incurable, con pérdida de la salud mental y física, y una inutilidad para el trabajo permanente", indicó uno de los peritos del caso. Al tratarse de un fallo de primera instancia la sentencia que se dictó está semana puede ser apelada.

Mala praxis

Los informes periciales basados en la historia clínica de la niña indicaron que "dentro de las 24 horas posteriores al alumbramiento, la recién nacida presentó valores muy elevados de bilirrubina, motivo por el cual, además de aplicársele luminoterapia, se mandó a realizar el test de Coombs directo, que dio resultado positivo".

Y agrega "que ello, asociado a la succión débil de la bebé y a la dificultad para despertarla, indicaba que se considerara como diagnóstico clínico presuntivo una ictericia patológica -y no meramente fisiológica- por su inicio dentro de las 24 horas de vida, y dudar del dato aportado por la madre respecto de su grupo sanguíneo (A rh+), toda vez que el test de Coombs siembre es positivo en una incompatibilidad rh (la bebé es O+) y en todo caso sugiere reacción antígeno-anticuerpo, es decir, 'sensibilidad'".

Una vez corroborado el diagnóstico, y dado el factor de riesgo en el incremento la toxicidad de la bilirrubina por tratarse de una prematura, el tratamiento correcto consistía en una exanguinotransfusión, indicaron las pericias.

"No se obró de tal manera, sino que ante la mejoría que se siguiera a la luminoterapia -tratamiento de la ictericia o hiperbilirrubinemia- (correcto, pero insuficiente) se dio el alta médica", sostuvieron.

Las que no te podes perder

Newsletter

Recibí en tu mail los títulos de cada día

Te puede interesar