En caso de emergencia: que no hacer si tu celular se moja, paso a paso

Tecnología 05 de junio de 2022
celu

No importa cuán inteligente sea tu teléfono, no puede nadar. Durante las actividades acuáticas al aire libre o si nos encontramos atrapados bajo la lluvia, nuestros smartphones pueden terminar mojados. A veces, los teléfonos caen al agua accidentalmente mientras permanece en el interior. Entonces, ¿cuál es el mejor enfoque para evitar daños por agua en un teléfono?

Hay pasos que todos podemos deducir, como sacar el teléfono del agua con velocidad para evitar que el líquido dañe los delicados circuitos del celular. Sin embargo, a la hora de secarlo y verificar el alcance del daño es muy fácil cometer errores. Para evitar los más graves, estas son cosas que no debemos hacer si nuestro celular se cae al agua:

No intentes prenderlo: la primera preocupación aquí es no provocar un cortocircuito. Entonces, si el teléfono no está apagado, apagarlo lo más rápido posible es vital. Aunque quieras ver si todavía funciona, también es importante no intentar encenderlo en el corto plazo. Si hay agua dentro del teléfono, esa actividad puede provocar un cortocircuito.

No lo dejes armado: si el modelo del teléfono lo permite, sacá la batería, la memoria SIM y la SD para dejar que cada componente se seque por separado. El iPhone solo te permite quitar la SIM, pero para cualquier otro modelo, quita el panel posterior y saca la batería también. Sacar la tarjeta SD y cualquier otra cosa extraíble ayudará a que la humedad se disperse con más velocidad.

Se recomienda no exponer el teléfono a fuentes de calor para secarlo.

No lo seques: aunque suene contradictorio, la mejor opción cuando un teléfono se moja es no hacer demasiados esfuerzos para secarlo. Luego de remover el exceso de agua con un paño y moverlo de un lado para el otro para dejar que salga toda el agua, los expertos recomiendan dejarlo en un lugar ventilado y esperar que el aire haga su trabajo.

    *NO intentes soplar en el teléfono para secarlo, ya que eso solamente va a empujar el agua más adentro.

    *NO seques el teléfono con un secador de pelo. El calor de un secador de pelo es demasiado caliente y puede dañar los frágiles componentes electrónicos del dispositivo. Tampoco lo dejes cerca de una estufa o fuente de calor.

    *NO lo dejes en arroz, en todo caso vale la pena compra un paquete de perlas de gel de sílice.

Los expertos recomiendan dejar el teléfono al aire y esperar que se seque.

No lo toques por un tiempo: no intentes enchufarlo ni presionar ninguna tecla, ya que puede hacer que el agua penetre más en el dispositivo. Tampoco es recomendable conectarlo a un cargador; si aún tiene agua, hay riesgo de provocar un cortocircuito y dañarlo aún más.

Después de unas cuantas horas secándose al aire (algunos expertos hasta recomiendan dejarlo solo por algunos días), será seguro intentar encenderlo para analizar los daños. Aun si seguimos todas las instrucciones arriba mencionadas, aún es posible que el celular no encienda. En ese caso, lo mejor sería llevarlo a un técnico especializado en dispositivos móviles, ellos tienen las herramientas necesarias para abrir tu celular y limpiarlo desde su interior. /Crónica

Las que no te podes perder

Newsletter

Recibí en tu mail los títulos de cada día

Te puede interesar