"No soy un loquito", dijo el hombre que mató de 113 puñaladas a su novia

Nacional 16 de septiembre de 2022
da

Fabián Tablado, el hombre que mató de 113 puñaladas a su novia, Carolina Aló, dijo que no es "un loquito" y pidió que lo dejen vivir tranquilo. Esta declaraciones las realizó luego de que el Concejo Deliberante de Posadas, en Misiones, lo declarara persona no grata.

Tablado ha sido rechazado en varios pueblos y localidades en donde ha querido instalarse a vivir. Tanto vecinos como legisladores han protestado para no tenerlo como vecino-

"Yo no soy un loquito que anda por ahí buscando a quien matar, soy una persona que cometió un delito y estoy arrepentido de lo que ocurrió hace 26 años", dijo en declaraciones televisivas. 

Tablado llegó a Misiones desde Corrientes, donde también lo echaron por lo que asegura que vive "una difamación y persecución constante".

El exconvicto denunció que al recuperar su libertad estuvo "en condición infrahumana", que fue "perseguido, acosado" y que hasta su madre fue "humillada", por lo que se preguntó: "¿Eso no es violencia de género también?".

"Yo no soy un loquito que anda por ahí buscando a quien matar, soy una persona que cometió un delito y estoy arrepentido de lo que ocurrió hace 26 años", dijo en declaraciones televisivas. 

Tablado llegó a Misiones desde Corrientes, donde también lo echaron por lo que asegura que vive "una difamación y persecución constante".

El exconvicto denunció que al recuperar su libertad estuvo "en condición infrahumana", que fue "perseguido, acosado" y que hasta su madre fue "humillada", por lo que se preguntó: "¿Eso no es violencia de género también?".

A pesar de que Tablado ya cumplió todas sus condenas en causas penales, el Juzgado de Familia 5 de Tigre ordenó colocarle tobillera electrónica para que cumpla la prohibición de acercamiento al padre de Carolina.

El femicidio ocurrió el 27 de mayo de 1996, cuando Tablado asesinó de 113 puñaladas a su novia Carolina Aló (17), en su casa de la calle Albarellos al 300 en el Tigre. La Justicia lo condenó a 24 años de prisión por "homicidio simple". Pero luego lo acusaron por amenazar a su exmujer y a su exsuegra mientras estaba preso, y se le unificó la pena a 26 años y seis meses que debía agotarse a fines de 2022, pero por distintos beneficios el cómputo de la condena se le redujo y se le dio por concluida el 28 de febrero de 2020, cuando abandonó la cárcel de Campana y se fue a vivir a la misma casa de Tigre donde cometió el femicidio.

Luego violó las perimetrales que tenía con Edgardo Aló y con sus hijas mellizas, y pasó otro año preso hasta que el 15 de diciembre pasado recuperó su libertad.

Las que no te podes perder

Newsletter

Recibí en tu mail los títulos de cada día

Te puede interesar