"Hay que recuperar los lazos entre la ciudadanía y la Policía"

Gobierno 09 de enero de 2018
Vecinos de la zona sudeste volvieron a marchar exigiendo justicia por el joven asesinado. El Ministro de Seguridad, Carlos Oliver, dijo que lo ocurrido con el joven empañó el trabajo que vienen haciendo.
oliver 354

Luego de la muerte de Nahuel Salvatierra (17) en manos de policías salteños el miércoles por la noche en el barrio Solidaridad, la situación en la zona sudeste de la ciudad quedó delicada, más allá de las pacíficas marchas que los vecinos vienen realizando para pedir justicia por el joven. En diálogo con El Tribuno, el ministro de Seguridad de la Provincia, Carlos Oliver, criticó el accionar de los efectivos, al tiempo que brindó toda la solidaridad a la familia de la víctima. "Lo sucedido en Solidaridad hizo que el trabajo que veníamos haciendo en esa zona se vea empañado, ahora debemos trabajar para recuperar los lazos entre la ciudadanía y la Policía", sostuvo el funcionario.

Sobre lo ocurrido la noche del miércoles, donde el joven de 17 años murió tras el impacto de un proyectil disparado por una 9 mm oficial, Oliver dijo: "Apenas nos enteramos, junto al subjefe y miembros de la fuerza abocados al tema, a las dos horas fueron detenidos los policías involucrados. A partir de la intervención de la Fiscalía en curso, pasamos a ser auxiliares de la Justicia para aportar todo lo que se pueda a la causa". 

Ante la consulta periodística sobre su opinión acerca de lo ocurrido el miércoles a la noche en Solidaridad, Oliver dijo: "Primero la solidaridad con toda la familia del changuito, a partir de ahí repudiar lo ocurrido en este hecho, porque entendemos que afecta a la familia de la víctima y su entorno, como a la institución policial. Nos afecta en materia de seguridad, repudiamos lo sucedido porque los efectivos actuaron mal y hoy tienen que estar donde están, nosotros vamos a aportar todo lo que haga falta para la investigación. Queremos que esto se esclarezca", respondió y agregó: "No se cuál habrá sido la reacción del efectivo, cuál es el conflicto que desató eso. Todo es materia de investigación".

nahuel salvatierra - solidaridad 1

"Un hecho así -sobre el crimen de Nahuel en manos de un policía- te tira todo el trabajo que se viene haciendo en la zona, el hecho rompe todos los lazos entre la Policía y la ciudadanía, entonces hay que volver a trabajar para recuperar y fortalecer esos lazos, volver a ganar la confianza de la gente", insistió el funcionario, y remarcó que se trata de una zona con un grado de conflictividad muy alto.

"La zona de Solidaridad, o Sector 8 como la llamamos nosotros, cuenta con una gran conflictividad, viven casi 100.000 personas y el 85% de las intervenciones policiales tienen que ver con conflictos sociales. La violencia familiar, consumo en la vía pública, violencia entre bandos, todo eso y más se atiende a diario con más de 20 intervenciones por día. Son algunos de los disparadores que generan la intervención policial en esa zona". El ministro Oliver insistió que las fuerzas de seguridad "hoy más que nunca, tenemos que llevar tranquilidad a la gente, volver a ganarnos la confianza en la zona".

Una zona donde el conflicto y las acciones delictivas están latentes

El atroz crimen de un menor en Solidaridad causó la indignación de mucha gente, que exige justicia; indignación que no debería ser utilizada por sectores radicalizados y violentos que por estos días intentan mezclarse con la gente que de manera genuina y sincera pretende vivir en paz, sin quedar en medio de absurdas rivalidades pero tampoco de balaceras por parte de las fuerzas de seguridad, que ponen en peligro la integridad de inocentes vecinos. 

En cuanto a lo sucedido el domingo por la noche en la zona,  desde el Ministerio de Seguridad señalaron que cerca de las 18.45 recibieron llamados sobre un desorden en Solidaridad. “Apedreaban autos y viviendas, incluso tenemos imágenes donde se observa un enfrentamiento en la parte de la avenida, a metros de la comisaría, entre grupos de pertenencia”, contó Oliver.

Agresión Solidaridad1

Mientras los vecinos niegan un enfrentamiento entre Los Cirujas y La Ranchada, el ministro aseguró tener elementos que prueban la existencia de un enfrentamiento entre dos bandos, “la intervención duró unos 10 minutos y no hubo más nada”, expresó. 

Al parecer hubo gente que aprovechó la situación porque cortaron la luz y dijeron que eran policías encapuchados dando vueltas. Se trata de gente que no le gusta que la Policía actúe en ese lugar, venimos trabajando fuerte en esa zona desbaratando bocas de expendio, duplicamos las intervenciones los fines de semana por el consumo de alcohol y sustancias, por los desórdenes y eso les molesta”, agregó el funcionario encargado de la seguridad en Salta.

Te puede interesar