El congreso del PJ desafió la intervención

Política 09 de junio de 2018
Sin la presencia de la mayoría de los gobernadores peronistas y con grandes ausentes del massismo y el randazzismo, el PJ nacional realizó un congreso partidario organizado por la desplazada conducción.
congreso PJ
El diputado del FpV José Luis Gioja encabezó el congreso nacional del PJ en el microestadio de Ferro. - Foto: Ámbito.com

Ámbito.comEn un microestadio de Ferro casi repleto, el titular del Congreso, el gobernador Gildo Insfrán, y el presidente desplazado del Consejo Nacional del PJ, José Luis Gioja, lograron la foto que tanto anhelaban, luego de haber reunido a más congresales de los 950 citados, y con representación de todo el mapa federal a excepción de Salta y Córdoba, cuyos gobernadores son los que con más firmeza rechazan compartir espacios con el kirchnerismo.

Acaso en un gesto de amplitud y de llamado a la unidad a los sectores que por ahora miran de reojo este rearmado del PJ, al ex gobernador bonaerense Felipe Solá,  le reservaron el discurso de cierre del acto, luego de que tomara la palabra Agustín Rossi, otro que también quiere probarse el traje de candidato para 2019.

"Hay que buscar a los compañeros que hoy no están acá porque al peronismo no le sobra nada",aseguró Solá, con la mira en las elecciones.

Los comicios del año que viene fueron un tema ineludible en los discursos y, en ese sentido, Gioja anunció la conformación de una "Mesa de Acción Política" de 12 integrantes, que tendrán bajo su responsabilidad comenzar a delinear los pasos para 2019.

Esta comisión estará conformada por Rodríguez Saá, Rossi, Rubén Marín, Menéndez, Eduardo "Wado" de Pedro, González García, Espinoza, Silvina Frana, Álvarez Rodríguez, María Emilia Soria, Beatriz Rojkés de Alperovich y Estela Neder.

La idea que predomina es la unir a todos los espacios del peronismo y desde allí hacer una convocatoria para realizar una "gran PASO de la oposición", aunque por lo bajo la mayoría confiesa que esta tarea será de muy difícil cumplimiento por la intransigencia del espacio del peronismo federal que abreva en los gobernadores y que articula Miguel Pichetto, el gran ausente de la jornada.

Las provincias de Córdoba, comandada por Juan Schiaretti, y de Salta, por Juan Manuel Urtubey, ya habían adelantado que no enviarían representantes: no quieren convalidar un congreso con sello kirchnerista, aunque tampoco apoyan explícitamente al interventor judicial Luis Barrionuevo.

Te puede interesar