Temporal en Salta: “Perdí todo, es la tercera vez que el agua entra en mi casa”

Sociedad 25 de febrero de 2019
Sonia es trabajadora independiente, vive en el barrio 1° de Mayo, uno de los más castigados tras la fuerte tormenta de ayer. Amargada pide que les den soluciones definitivas. Mirá el VIDEO.
Sonia vecina

De jogging y zapatillas, Sonia tiene la mirada vidriada, no puede contener las lágrimas, está parada en la puerta del comedor comunitario del barrio 1° de Mayo ubicado en la zona norte de la ciudad, una de las más castigadas por la tormenta de ayer. “Perdí todo, es la tercera vez que el agua entra a mi casa, soy una trabajadora independiente y no puedo comprarme todo lo que se rompió”, contó por los micrófonos de InformateSalta.

Anoche cerca de las 23:30 la lluvia se abrió paso y arrasó con todo a su alcance. “Fue catastrófico, el agua me entraba hasta por las ventanas, ni las compuertas lograron contenerla. Pasaron más de ocho horas y seguimos sacando el agua”.

Hace 33 años que vive allí, está sola y no recibe ningún tipo de ayuda. “Nos prometieron soluciones pero todo empeoró, pasaron las máquinas y quedó todo hundido. Fue tal la situación que nos llegaron algas del Parque Bicentenario, no tengo una explicación para eso”.

Preocupada nos invitó a hacer un recorrido hasta su casa, allí las cámaras de InformateSalta captaron las condiciones en las que viven hace tantos años. Si cordón cuneta ni pavimento caminar se vuelve toda una carrera de obstáculos. El piso desnivelado, las piedras y el barro son los elementos de un paisaje que hoy está lleno de tristeza.

“No me auto evacué porque me da miedo dejar mi casa”, cuenta durante la caminata. Explica por dónde baja el agua y muestra los canales sin salida que no hacen otra cosa que perjudicar. Cuando nos vamos acercando a su casa se siente el olor nauseabundo de las cloacas rebalsadas.

Hace dos meses que vivimos con el agua servida en la puerta”, señalando la cloaca rebalsada. Nos muestra su casa, el sacrificio de toda su vida y llora, llora de impotencia, de tristeza al ver todo dañado. “No sé qué vamos a hacer, yo solo le pido a las autoridades que miren, que vean como estamos viviendo y nos den una solución definitiva”.

 El alerta sigue vigente

En el comedor del barrio estaba Juan Pablo, un funcionario municipal de la Secretaría de Desarrollo Social, que desde anoche comenzó a asistir a los vecinos. “En el momento más crítico tuvimos 40 personas evacuadas. Algunas ya volvieron a sus casa, nosotros aquí vamos a darles un desayuno caliente y ayudarlos en todo lo que se pueda”, contó.

Al saberse que la alerta meteorológica sigue vigente recomendaron a todos los salteños mantener límpidos los desagües y alcantarillas, “para evitar que el agua se acumule”. Al tratarse de una zona compleja aseguró que tienen identificados los puntos más críticos y es allí donde trabajan. “Con la Cooperadora Asistencial trabajamos entregando kits de primera necesidad, sabemos que no es una solución definitiva pero ayudamos en los momentos difíciles”.

Finalmente aseguró que el trabajo es mancomunado y que si algún vecino necesita ayuda puede solicitarla llamando al 911.

Inundación

Te puede interesar