Los señores de la mala memoria

Sociedad 22 de marzo de 2019
Son los comisarios del "Status quo". Viven de eso, quieren perpetuar un estado de cosas donde la justicia no sea independiente y los jueces sean adictos al poder de turno.
focis salta

Sonia Escudero le da a Martín Grande una clase de Derecho Constitucional y señala que a la Corte de Justicia los constituyentes le dieron mucho poder, por eso sus jueces tienen que ser rehenes de los políticos y tener acuerdos de seis años como manda la Constitución y no intentar ser independientes.

Los dichos de Escudero bien podrían estar en boca de Santos Jacinto Dávalos, de Armando Caro Figueroa, Oscar Rocha Alfaro o Alejandro Saravia. Los ilustres defensores de la Justicia.

Todos fueron protagonistas de la historia política reciente de la Provincia y como quien reclama bronce para sí, reclaman también el comisariato político sobre la Constitución.

En ese papel de comisarios guardianes de la Constitución recorren medios y charlan con periodistas llevando su mensaje apocalíptico, criticando a todos, principalmente a los que detentan el poder y que nos los tienen en cuenta ni para tomar un café.

Y cual predicadores del Apocalipsis, proclaman amenazas para los jueces que osen pensar por sí mismos e intentar dar un paso hacia la independencia judicial como en el resto del mundo civilizado.

¿Cómo se les va a ocurrir a estos jueces pensar en la independencia del Poder Judicial si tan bien viene funcionando desde 1983 a la fecha una Corte de Justicia rehén del Gobierno de turno, llámese como se llame el mandatario?

¿Qué viene después de la inamovilidad? El presupuesto propio. La independencia. No. Los comisarios entonces actúan.

Hay que repasar su pasado político. Googleen amigos periodistas o ciudadanos desprevenidos. No son seres inmaculados que nacieron ayer, tienen una larga y dilatada vida, siempre en torno al Estado, o al calor del poder.

En pocos segundos, se podrá ver que son ex funcionarios con paso por administraciones diversas, con huella indeleble en personas y bienes del Estado.

Claro, si ambas constituciones hubieran diseñado una Justicia independiente, otro sería el cantar.

En realidad el FOCIS (Foro de la Calidad Institucional de Salta) bien podría merecer el nombre del Foro de la Mala Memoria. La defienden a ultranza porque viven de eso, quieren perpetuar un estado de cosas donde la justicia no sea independiente y los jueces sean adictos al poder de turno.

Por eso, van, por ejemplo al programa de un político. Y ambos coinciden, el político y el que quiere llegar para poner sus propios jueces. Y se dan la razón y ponen cara de asombro. Acting, le dicen.

Y lo que no dicen, es que quieren que todo siga como está, Salta en el medioevo de los derechos, jueces designados por el Gobernador de turno sin presupuesto, ni independencia ni autonomía. Y guay el que quiera pensar distinto. Para eso están los comisarios del status quo.

Te puede interesar