25 de Mayo: ¿Cómo se vivió la Revolución de 1810 en Salta?

En un nuevo aniversario de la gesta patriótica, InformateSalta indagó sobre el arribo de la noticia a nuestra provincia, qué efectos tuvo y el resultado de los debates sobre lo que pasaba en Buenos Aires. ¡Informe especial!
salta-penutti
Salta, a mediados del siglo XIX. Cuadro de Carlos Penuti.

Han pasado más de 200 años de la 'Revolución de Mayo', que marcó un antes y un después en la historia de la entonces naciente Argentina, la que todavía no sabía cuál iba a ser su nombre. ¿Qué más nos queda por aprender después de tanto tiempo? Mucho, porque aún tenemos demasiadas cosas por aprender respecto a los hechos de nuestros antepasados y nuestros próceres.

Este 25 de Mayo, InformateSalta quiso saber qué fue lo que ocurrió cuando la noticia de la conformación de la Primera Junta llegó hasta nuestra ciudad, cómo fue la reacción de los habitantes de 1810 y qué desencadenó la expulsión del virrey Cisneros de su cargo.

¿Cuándo llega la noticia de los sucesos de Buenos Aires? Fue a mediados del mes de junio “cuando llega don Juan de Moldes, da el aviso de que había estallado la Revolución”, explicó Diego Cornejo Castellanos, investigador en historia salteño.

25 de mayo 1810

En un primer momento, la noticia no causó mucho impacto, dado que desde 1809 “ya trascienden las ideas libertarias, se hablaba de independencia”, señala Cornejo. No obstante, indicó que conocido lo de Buenos Aires, “en el Cabildo se empieza a debatir este ‘problema’ donde hay opiniones a favor y en contra, hay familias que se mantienen inflexibles en obediencia al rey, es el caso de los Costas, y otras q en el debate empiezan a cambiar de posición”.

Por aquellos años Nicolás Severo de Isasmendi era el gobernador de la intendencia de Salta. En los debates, la adhesión a la Primera Junta gana por mayoría, e Isasmendi acepta a regañadientes la decisión. No obstante, la tensión comienza a aumentar cuando llega el momento de designar al diputado que integraría la Junta Grande: Tras aprietes, pedidos para postergar la elección y exigencias de renuncia, Isasmendi resolvió encarcelar a los cabildantes. Entre los prisioneros estaban  Juan Esteban Tamayo (procurador sindical de los vecinos) y Calixto Gauna. Sería este último quien tomaría un protagonismo importante en la historia salteña y revolucionaria.

“Según la leyenda, a través de un salvo conducto, Gauna escapa una noche rumbo a Buenos Aires” a donde llega en un lapso de ocho días, un tiempo récord para la época, comenta Cornejo. Tras informar a los miembros de la Primera Junta lo ocurrido, ésta designa a Feliciano Chiclana como el reemplazante de Isasmendi. Así, la adhesión de Salta a la Revolución se pudo concretar.

¿Qué cambia en Salta tras lo ocurrido? “Se va eligiendo una nueva formación de núcleos políticos, pero más que todo, los que habían estado en contra del orden colonial o la dependencia con España, se aglutinan en torno a receptar ideas de afuera”, aseveró el investigador en historia. A esto agregó que, posteriormente, tomará relevancia una cierta disputa militar en la zona, en la cual aparecerá en escena el general Martín Miguel de Güemes. Pero esa será otra historia para contar.

Te puede interesar

Boletín de noticias

Te puede interesar