Tenía un tumor en un riñón, fue operado y hoy quiere contar su historia

Sociedad 21 de junio de 2019
Francisco Aguilera tiene 57 años  y tras haber sido diagnosticado pudo ser operado en el Hospital Oñativia. Asegura que encontró más allá de lo médico un gran acompañamiento para su persona. Eternamente agradecido con el equipo médico que decidió llamar “Los Fantásticos”.
Francisco Oñativia

De vez en cuando hay que hacer visibles estas historias, que sacan del castigo a la salud pública. Esta es la historia de Francisco Aguilera quien después de un diagnóstico oportuno, logró salvar su vida. Fue atendido en el Hospital Arturo Oñativia y hoy quiere hacer público su agradecimiento.  

En diálogo con InformateSalta, sostuvo que su único propósito es dar a conocer el nivel profesional y humano que tiene el nosocomio salteño ya que le salvaron su vida y se siguen preocupando por su bien estar. Sus médicos fueron el nefrólogo Jose Moreno, y los cirujano Agustín Quintar y Agustín Moreta.

“Llegué en la Semana del Riñón al hospital, yo ya venía con problemas no podía orinar. Ahí me detectan que tengo un tumor muy grande en uno de los riñones, pero los médicos no se explicaban como podía ser tan grande, debía haber tenido más de 10 años. Los tumores renales son sorpresas, no se manifiestan, vos podes estar años. Yo nunca sentía nada, me empezaron a hacer todos los estudios. Me hicieron ecografías, tomografías, resonancias magnéticas, y saltó que estaba a tiempo de operarme”.

Francisco Oñativia 2


Recuerda que el especialista le dijo, hay que operar, así que en el mismo hospital le hicieron todos los estudios, una interconsulta con los cirujanos y lo operaron el pasado 6 de Junio. Hoy se encuentra en el post operatorio y en breve le sacarán los puntos, para luego controlar cada 6 meses el funcionamiento del riñón que le quedó funcionando.

“Te revisan todo, este tumor tiende a meterse en la vejiga o en la vena cava, cuando destaparon se dieron que estaba en la vena y corrí riesgo de vida, porque tuvieron que cortar. Fue una operación de 6 horas, donde corrí riesgo de vida. Yo creo que los médicos estos, no sé yo ya les digo “Los Fantásticos” son espectaculares, de primera línea. Son unos capos en todos los aspectos, como personas como seres humanos” manifestó Francisco. 

Ahora “Pancho”, como le dicen sus amigos y familia, planea totalmente confiado y entusiasmado otra intervención quirúrgica en una hernia inguinal y se propone dejar de fumar.

“No hay que quedarse porque nada es imposible, porque si yo hubiera estado un poco más, 5 o 6 meses más hoy estoy del otro lado. La verdad mucho apoyo humanitario de esta gente, el trato de las enfermeras, del que el limpia, no lo he visto nunca” concluyó.

Te puede interesar