Taxistas y remiseros deberán cambiar de modelo: Vehículos 2008, sólo hasta fin de año

Sociedad 12 de septiembre de 2019
La normativa establece que los vehículos que brindan el servicio de taxi o remis no deben superar los 10 años de antigüedad. Por eso, los que poseen vehículo modelo 2008, deberán cambiarlo antes de fin de año. Dificultades para algunos.
taxis-y-remises

Trabajadores del transporte impropio que tengan vehículos modelo 2008 tendrán plazo para renovar las unidades hasta fin de año, publica Nuevo Diario.

Sin embargo, por la difícil situación económica, no es sencillo. "Para nosotros es imposible poder adquirir una nueva unidad para su renovación", dijeron desde el Sindicato de Peones de Taxis. 

Cabe recordar que el reglamento del Servicio Público Impropio de Transporte por Automotor de Personas en la Región Metropolitana de Salta, aprobado mediante Resolución AMT N° 1493/09, establece que a los fines de la habilitación y prestación del servicio, “los vehículos no deberán superar una antigüedad de diez años”.


Se trata de unos 18 taxis y 12 remises en esa condición, de entre más de tres mil vehículos autorizados. 


Fue un pedido que de los sindicatos de Peones de Taxis, de Conductores de Taxis, Cámara 28 de Octubre, Cooperativa Don Omar y de un grupo de remiseros.

“Por la situación económica que está atravesando el país y sobre todo con el precio del GNC que sigue siendo el más alto de la República Argentina solicitamos que los coches que tienen las unidades vencidas nos dieran una prórroga porque para nosotros es imposible poder adquirir una nueva unidad para su renovación”, sostuvo Alfredo Carrizo, secretario General del Sindicato de Peones de Taxis.

Atento a los reclamos, el organismo decidió prorrogar la continuidad de la prestación de las unidades con modelos año 2008 que realicen servicios de transporte por automotor de pasajeros de taxis y remis hasta el 31 de diciembre siempre y cuando aprueben la Revisión Técnica Obligatoria (R.T.O.), para lo cual deberán contar con certificado apto y vigente.

“Aún sigue siendo caro hacer un tren delantero que dura cada vez menos por el estado de las calles. Rectificar un motor cuesta entre 40 y 50 mil pesos. Se nos hace caro mantener las unidades. La única forma de seguir con el servicio era solicitarle a la AMT que nos de una prórroga y en diciembre veremos que sucede ya que además hay un cambio de gobierno y el control del transporte debería pasar a la Municipalidad”, finalizó Carrizo.

Te puede interesar

Boletín de noticias

Te puede interesar