La agonía diaria del nene que prefiere morir a seguir viviendo

Medios 01 de octubre de 2019
Sufre un caso extremo de psoriasis y los médicos en Ucrania ya no saben cómo tratarlo. Las heridas le causan un dolor indescriptible y le traen consecuencias sociales.
nenee

El dolor lo vence a Vadym Demedyuk. Un nene ucraniano de seis años sufre de un grado grave de psoriasis en todo su cuerpo, cuyas heridas le causan lastimaduras con el movimiento y le generan un dolor insoportable. Le dijo a su madre que "preferiría morir", luego de que los médicos "se rindieron" con él.

La historia de Vadym que rescató el Daily Mirror de Inglaterra es triste: la enfermedad lo ataca en el 99% de su cuerpo y los seis años de tratamiento han resultado inútiles.
Todo lo que debes saber para acabar con el estigma de la psoriasis

Natalia Pilat, su madre, le dijo a los medios locales: "Hemos probado cremas y medicamentos y nada nos ayudó". "La piel seca se le cae, dejando heridas horribles", continuó la mujer, conmovida por el calvario de su hijo.

Todo el cuerpo de Vadym está cubierto de manchas escamosas y dolorosas. La piel anormal se agrieta y sangra constantemente, lo que le produce una agonía constante.

"A menudo no puede caminar debido a la enfermedad y tiene que permanecer en cama durante semanas. Cada movimiento le causa un dolor insoportable", aseguró la mujer, quien dijo que el chico le dijo que prefería "morir antes que vivir así".

Ya buscaron ayuda médica en toda Ucrania, desde la aldea natal de Shypyntsi hasta la capital Kiev. Según Natalia, los médicos se reiteran en las frases pero no le encuentran la respuesta: "Es uno de los casos más extremos que han visto", asegura que le dijeron.

Según Natalia, su hijo sueña con ir a la escuela, pero no puede hacerlo debido a su condición. "Tiene miedo de salir y conocer gente. No quiere que lo miren y lo señalen. Vadym no tiene amigos y se siente socialmente incómodo".


Hace apenas un mes se había viralizado otra historia similar, de un nene británico que padecía una enfermedad parecida y también le había dicho a su madre que quería morir. "Ya he tenido suficiente vida", había asegurado el pequeño.


En ese momento su madre desesperada había pedido a las personas que le manden cartas de apoyo para animar al pequeño. Según ella misma contó hace pocos días, le llegaron más de 3000 cartas, de distintas partes del mundo.

Te puede interesar

Boletín de noticias

Te puede interesar