Genetistas franceses creen que habría un cuarto implicado

Justicia 01 de noviembre de 2011
Los genetistas franceses que trabajaron en los estudios de las muestras de fluidos anales y vaginales de las turistas galas asesinadas el 15 de julio pasado en la Quebrada de San Lorenzo tienen la creencia de que, además de los ADN de Gustavo Lasi y Santos Clemente Vera, hallados en los cadáveres, podría haber el de una tercera persona, dijo ayer el juez de Instrucción Formal 1, Martín Pérez, quien se halla a cargo de la causa.

El magistrado estuvo también con los padres de las víctimas, que se presentaran como querellantes particulares. Dijo que está estudiando las objeciones que interpuso a su resolución el fiscal Eduardo Barrionuevo.

El magistrado, quien regresó el viernes a la Argentina luego de reunirse en París con el juez del Tribunal de Gran Instancia de esa capital, Patrick Ramael y los familiares de Cassandre Bouvier y Houria Moumni, las chicas violadas, torturadas y asesinadas en la reserva natural privada de la finca Los Maitines, calificó de “muy positivo” su viaje y dijo que “ahora vamos a estudiar acá los resultados que nos entregaron los profesionales forenses franceses. El nuevo patrón genético -dijo- podría pertenecer a un desconocido o no, hay que determinarlo”, enfatizó, y no descartó de modo alguno la posibilidad de una cuarta persona involucrada en el hecho.

Por el caso, y también procesado como autor material del crimen, se halla, además de Lasi y Vera, el albañil Daniel Vilte Laxi, en tanto que como encubridores están imputados Fernanda Cañizares, la novia de Lasi y quien tenía en su poder pertenencias de las víctimas, y los jardineros Omar Darío “Pajarito” Ramos y Antonio Eduardo “Chato” Sandoval, quienes formaron parte de un extraño “pasamanos” destinado a ocultar el rifle desde el cual salieron los disparos que terminaron con las vidas de las chicas europeas.

En el caso fue sobreseído el padre de Gustavo Lasi, aunque el fiscal Eduardo Barrionuevo pidió la anulación de dicho fallo, al tener la creencia de que sí participó de los hechos junto a los demás involucrados.

Las objeciones de Barrionuevo a la resolución de Pérez comenzaron a ser estudiadas ayer por el magistrado. Por otra parte, Pérez informó que durante su estadía en Francia se reunió también con los padres de Cassandre (Helene HélŠne Kottak y Jean-Michel Bouvier) y de Houria (Zohra Boutazgha Moumni y Fadil Moumni) en el despacho del su colega Ramael, donde le comunicaron que se presentarán como querellantes particulares.

Esta acción civil, que está contemplada en el artículo 14 del Código Procesal Penal, se realizaría en contra de los eventuales responsables del acaecimiento de los sucesos: el Estado provincial, el municipio de San Lorenzo, la empresa Puma Expeditions -concesionaria de la reserva natural- y los propietarios de la finca Los Maitines, donde está enclavado el paseo.

“Estuvimos con los abogados franceses que representan a estas familias, quienes nos informaron que ya contactaron a un estudio de abogados de Buenos Aires, que a su vez hicieron lo propio con un bufete de Salta”, puntualizó Pérez, aunque dijo desconocer cuál es.

Fuente: Diario El Tribuno

Te puede interesar

Boletín de noticias

Te puede interesar