Convocan a un ayuno mundial para contener la pandemia del coronavirus

Sociedad 09 de abril de 2020
La iniciativa, que busca también protección para los profesionales de la salud, fue propuesta por la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días a través de su presidente y profeta, Russel M. Nelson.
Ayuno

La invitación se realizó en la primera sesión de la Conferencia General celebrada el fin de semana pasado, la cual se realizó sin público y con mensajes transmitidos vía Internet desde Lago Salado, Utah, Estados Unidos.

“A todos cuya salud se lo permita, ayunemos, oremos y unamos nuestra fe nuevamente”, invitó el presidente y profeta de la Iglesia, Russell M. Nelson, un reconocido cardiólogo. “En espíritu de oración, supliquemos alivio de esta pandemia mundial”, expresó.

“Invito a todos, incluso a los que no sean de nuestra religión, a ayunar y orar este Viernes Santo, 10 de abril, para que la pandemia actual se pueda controlar, los profesionales de la salud sean protegidos, se fortalezca la economía y la vida se normalice”, invitó el líder religioso.

profeta
Profeta de la Iglesia SUD, Russel M. Nelson. 



De esta manera, Nelson extendió esta invitación a los miembros de esa iglesia y otras personas a participar en un ayuno mundial, iniciativa que ya tuvo una primera experiencia el 29 de marzo, cuando se rogó por la “sanación física y espiritual” en respuesta al COVID-19.

El profeta de la Iglesia afirmó que un ayuno habitual lo constituyen dos comidas o un período de veinticuatro horas. “Pero decidan lo que constituiría un sacrificio para ustedes, al recordar el sacrificio supremo que el Salvador hizo por ustedes”, dijo. “Unámonos en suplicar que haya sanación en todo el mundo. El Viernes Santo sería el día perfecto para que nuestro Padre Celestial y Su Hijo nos escuchen”, enfatizó.

“Como médico y cirujano, tengo un gran respeto por los profesionales médicos, científicos y todos los demás que están trabajando las 24 horas del día para detener la propagación del COVID-19”. Ahora, como Presidente de la Iglesia y Apóstol de mayor antigüedad, él testifica de un Dios misericordioso y omnisciente que ofrece la salvación a todos los que se arrepienten y creen en Él.

Te puede interesar

Recibí en tu mail las últimas noticias

Te puede interesar