Científicos de Wuhan (China) fueron mordidos en una cueva llena de murciélagos infectados antes del inicio de la pandemia

Medios 18 de enero de 2021
cientifico

Científicos de un laboratorio de Wuhan, China, relacionado con el brote de coronavirus, según los informes, revelaron que fueron mordidos mientras recolectaban muestras en una cueva llena de murciélagos.

Un investigador del Instituto de Virología de Wuhan (W.I.V) afirmó que los colmillos atravesaron sus guantes de goma "como una aguja", dejándolo salpicado de sangre

Según el diario británico The Sun, un video también muestra, al parecer, a científicos trabajando sin guantes y máscaras en una aparente violación de las reglas de seguridad de la OMS.

Las sorprendentes afirmaciones se producen solo 24 horas después de que se revelara que el científico apodado "Paciente cero", que desapareció del laboratorio de Wuhan al comienzo del brote de Covid-19, sigue desaparecido a pesar de una búsqueda de un año.

 
Hinchazón de las extremidades luego de una mordedura de murciélago.

Las afirmaciones crearon un vínculo entre la pandemia y el W.I.V. (que alberga enfermedades zoonóticas de murciélagos) y generó temores de que el virus se pudo haber filtrado accidentalmente durante los experimentos.

Muchos expertos temen que el coronavirus podría haberse propagado desde otro laboratorio chino que albergaba a 600 murciélagos que atacaron y "orinaron" a los científicos.

Un investigador del Centro para el Control de Enfermedades de Wuhan (WCDC) que fue orinado, también tenía sangre de murciélago en la piel y se vio obligado a ponerse en cuarentena, afirmó una revista académica.

 
Murciélagos, el probable origen del coronavirus.

Un artículo de investigación, titulado ’Los posibles orígenes del coronavirus 2019-nCoV’, informó que un investigador nombrado solo como JH Tian "una vez fue atacado por murciélagos" y que "la sangre de murciélago estaba en su piel".

Según el diario, Tian se aisló durante 28 días después de que "los murciélagos lo orinaron".

Las acusaciones de encubrimiento por parte del gobierno chino fueron desestimadas repetidamente y hasta ahora resistieron las presiones para una investigación completa del laboratorio sospechoso de ser la fuente del coronavirus.

Pero EE.UU. sempre insistió en que China tiene la culpa, y el presidente Donald Trump prometió desclasificar la inteligencia secreta que vincula el virus con instalaciones científicas de China.

Mike Pompeo, secretario de Estado de EE.UU. reveló nuevos estudios de la inteligencia de Estados Unidos que afirman que los científicos del Instituto de Virología de Wuhan se enfermaron en el otoño de 2019, antes de lo que se creía anteriormente, con síntomas consistentes con Covid. /Clarín


 
Venta de murciélagos para consumo en un mercado de China.

Las que no te podes perder

Newsletter

Recibí en tu mail los títulos de cada día

Te puede interesar