Siete tripulantes del avión iraní tendrán que seguir en el país

Nacional 01 de agosto de 2022
7

Siete de los 19 tripulantes del avión iraní adquirido por la empresa venezolana Emtrasur seguirán sin poder salir del país debido a una decisión del juez federal Federico Villena. De estos, cuatro son iraníes, entre ellos, el piloto y el copiloto, que están sospechados de manter vínculos con organizaciones terroristas de su país.

En su resolución, el magistrado describe las pruebas en contra de los tripulantes del Boeing 747-300, pero todavía no define si declararán como imputados.

Por otra parte, el resto de los tripulantes podrá volver a sus países de origen en vuelos de línea, dado que el avión de Emtrasur seguirá retenido en Ezeiza. 

Quienes todavía no podrán salir de Argentina están el piloto Gholamreza Ghasemi, Abdolbaset Mohammadi, Víctor Pérez Gómez -gerente general de Operaciones-, Mario Arraga Urdaneta, y el mecánico José Garcia Contreras, estos últimos tres de nacionalidad venezolana.

Sobre estos cinco hombres, el juez Villena afirmó que hay indicios concretos. 

Respecto a los otros dos tripulantes, Saeid Vali Zadeh y Mohammad Khosraviragh, seguirán en el país hasta que se termine de perciar los teléfonos y computadoras. 

El principal apuntado es el piloto Ghasemi. Las pruebas recolectadas, entre ellas, fotos y videos encontrados en su celular, hasta ahora indican que mantendría relación con las fuerzas Quds, de la Guardia Revolucionaria Iraní, y con Hezbollá.

"La Fuerza Quds ha tenido una larga historia apoyando la milicia de Hezbollah, paramilitares, y actividades terroristas, proveyendo liderazgo, financiamiento, armas, inteligencia, y soporte logístico", describió el informe que vincula al piloto iraní con estas organizaciones.

Respecto a los venezolanos, tanto  Pérez Gómez como Arraga Urdaneta están sospechados de algunas irregularidades financieras relativas a la carga del avión, como cuentas bancarias abiertas en Panamá y en Singapur para cobrar plata de los traslados. 

Por estos indicios, el juez federal entiende que debe profundizarse la investigación. 

"No sólo la veracidad o no de los documentos hallados sino también el grado de relación comercial que podría existir entre el aquí imputado y el grupo de ciudadanos venezolanos-libaneses destacados y la organización terrorista Hezbollah", estableció Villena.

Por su parte, el mecánica García Contreras seguirá en el país debido a mensajes sospechosos en su teléfono celular.

Fuente: Con información de Infobae

Las que no te podes perder

Newsletter

Recibí en tu mail los títulos de cada día

Te puede interesar