Juicio por Tolaba y Zerda: doble asesinato, un suicidio, drogas sintéticas y una “mejicaneada”

Justicia 29 de noviembre de 2022 Por InformateSalta
pareja asesinada circunvalación

Ayer, la jueza de Garantías 7, Claudia Puertas, dio a conocer el pase a juicio de la causa penal por los asesinatos de Romina Isabel Zerda y Jonatán Pablo Tolaba, una joven pareja de 37 y 32 años respectivamente que vivía en calle Gorriti al 1.000.

La jueza citó una gran cantidad de pruebas, entre ellas, informes, actas, declaraciones de testigos, al menos 9 de identidad reservada y el resultado de pericias, tanto de orden científico forense, como psicológicas y psiquiátricas.

En el escrito elevado al Tribunal de Juicio, se confirma que todo se trató de una “mejicaneada” ejecutada por un cuarto implicado que apareció ahorcado en un camping, un cabo suelto que aún no pudo ser develado del todo.

circunvalación

Balazos en la cabeza

Creídos de que el rodado había derrapado, pues el capot estaba golpeado y tenía yuyos encima, los policías abordaron el caso como pintaba, como un accidente, lo que luego generó ciertas críticas, pues al examinar a las víctimas, se descubrió que cada uno tenía heridas de bala en la cabeza.

Eso no fue todo, pues en un examen más minucioso, se hallaron otros elementos que, más tarde, dieron que hablar. Uno de ellos, fueron un par de píldoras que se habían escurrido entre la comisura del asiento delantero, donde los cuerpos de Tolaba y Zerda yacían inertes, con los cinturones de seguridad colocados y los aibarg activados.

Esas pastillas, al mes siguiente, cuando se realizaron los allanamientos en busca de los cuatro implicados: Kalil Ezequiel Cheloján, Julián Bautista Bubroski, Ricardo Galarza y Nicolás Ramos (f). De estos, los tres primeros son los que irán a juicio por el delito de homicidio calificado, mientras que el último se extinguió esa posibilidad, pues fue hallado ahorcado en un camping de General Güemes.

Cabo suelto

Al respecto, la jueza, al igual que la fiscalía, dio por constatado que Ramos murió el 1 de noviembre del 2021, cuando se encontraba en el camping "Sauzalito", a la vera de la ruta 11, camino a Aguas Calientes. 

Lo que se pudo establecer, es que Ramos fue el autor de los disparos que mataron a Tolaba y Zerda, asesinados en el marco de un plan criminal, del que los otros tres acusados participaron activamente, siendo el móvil el robo de una carga de pastillas, también conocida como drogas de diseño, cuyo valor es aún mayor al de la cocaína, pues el producto está dirigido a clientes más selectos.

Tanto para la fiscalía como para la jueza, está más que claro que los acusados buscaban ese botín, por el cual estuvieron decididos a matar a Tolaba y Zerda, no sólo porque los conocía, sino también para apoderarse del negocio.

 

 

Las que no te podes perder

Newsletter

Recibí en tu mail los títulos de cada día

Te puede interesar