farmacia

En vez de caramelos, agujas para el hospital

A partir de la escasez de monedas, Sigrid Schnelle, propietaria de una farmacia de Tartagal, invitó a sus clientes a donar el vuelto para colaborar con el hospital local. Cada peso son dos agujas nuevas, una donada por el cliente y otra por los dueños.
Interior 13 de octubre de 2016