Rangeón más complicado: Sumó 2 nuevas denuncias por abuso y otra por estafa

Justicia 01 de abril de 2021
PABLO RANGEON

Ayer a la mañana, el fiscal Rodrigo González Miralpeix citó al empresario de moda Pablo Rangeón y le imputó dos casos más de abuso sexual y otro de fraude. De esta manera, y en caso de ser condenado, podría recibir una pena entre 6 y 45 años de cárcel. 

La ampliación de la acusación penal, según lo averiguado por InformateSalta, se realizó en base a las denuncias de dos jóvenes que se animaron a denunciar los abusos, tras la detención del productor de modas, registrada el 6 de marzo en la casa de su madre, en Colón, en la localidad de Cerrillos.

Como se sabe, el arresto fue dispuesto por la jueza de Garantías 8, Claudia Puertas, a instancia del pedido del fiscal, quien a su vez fundamentó su planteó en la denuncia realizada por Sabrina Gerez, una ex modelo que lo acusó primero en las redes sociales.


pablo rangeon agenciaDeclaró Rangeón: denunció exceso de celos y amenazas de parte de la víctima


En su relato, el cual luego ratificó en la fiscalía, Gerez aseguró que el empresario, dueño de la agencia de modelos Fashion Models Salta, la sometió a distintos hechos de abuso sexual, entre los años 2010 y 2017, tiempo que se desempeñó como encargada de la escuela de modelaje.

Sostuvo que los abusos fueron, al menos, 100 y que todo comenzó cuando conoció al productor de modas en un boliche bailable. Dijo que luego, el acusado le rentó un departamento para vivir, en calle Buenos Aires, al 100, el que aceptó y pagaba con su trabajo.

Afirmó que, al poco tiempo de comenzar a vivir en ese inmueble, Rangeón la visitaba seguido y la llevaba a distintos boliches, tras lo cual la drogaba y la violaba. Señaló también que, en una ocasión, la sometió a fuertes golpes, quebrándole la mandíbula.

En otro episodio, en tanto, la golpeó en el estómago y como consecuencia de ello perdió un embarazo. A partir de este relato, el fiscal Miralpeix imputó a Rangeón por el delito de abuso sexual con acceso carnal continuado, hecho por el cual también se le dictó la prisión preventiva.

PABLO-RANGEON

En el boliche “Hakuna”

Ayer, en el decreto de ampliación de la imputación penal, el fiscal le achacó a Rangeón la responsabilidad de otro abuso sexual, esta vez en perjuicio de Camila Figueroa Ritzer, quien sostuvo haber sido víctima de una violación por parte del productor de modas, hechos ocurrido el 10 de noviembre de 2019.

Al respecto, el fiscal dio crédito a la denuncia de la joven, realizada el 9 de marzo pasado, en la comisaría Tercera, circunstancias en que reveló que todo se desencadenó en el boliche Hakuna, a donde había concurrido junto a su amiga Manuela.

Indicó que “en ese lugar” conoció a Rangeón, quien la llevó al sector “VIP”, donde luego le dio un trago, mezcla de Champagne y Speed, tras lo cual no recordó nada hasta el día siguiente, cuando despertó en la casa de su padre.

Recordó, en cambio, que el acusado la llamó a su teléfono celular y le expresó que “tenía una filmación de la dicente”. “No sabes cómo gritaba”, le dijo Rangeón, quien aludió a un supuesto encuentro sexual que tuvieron esa noche.

Asimismo, señaló que, al revisar su cuerpo, pudo advertir que presentaba cortes en toda la pierna, como así también tenía el ojo derecho morado. En vista de ello, y otros indicios más, aseguró que fue abusada sexualmente, por lo que junto a sus familiares fue asistida en el hospital Materno Infantil.


pablo rangeon agenciaCaso Rangeón: "Sabemos que no actuaba solo, pero las víctimas no se atreven a denunciar"



También por estafa

La tercera víctima que denunció a Rangeón, según lo mencionado por el fiscal, se trata de Janet Pamela Romina Plaza, quien denunció al productor de modas el 11 de marzo pasado, en la Oficina de Orientación y Denuncia, donde dio detalles de los vejámenes que sufrió.

En este caso, la joven contó que conoció a Rangeón en agosto del año 2019, cuando se presentó en su agencia de modelos, donde fue cobijada y al poco tiempo comenzó a trabajar en distintos desfiles, sin que nada en el productor la hiciera sospechar de lo que luego padecería.


El fiscal decidió ampliar la acusación penal en su contra,
por los delitos de abuso sexual con acceso carnal,
dos hechos y estafa.



Explicó que, en noviembre de 2019, atravesaba una mala situación económica, puesto que no tenía donde vivir junto a su hijo, de meses de vida, situación que fue aprovechada por Rangeón, quien le ofreció en alquiler su departamento, en el barrio El Huayco por una suma de 60 mil pesos por todo un año.

En vista de que tenía parte de ese dinero ahorrado, una suma de $ 40.000, es que decidió aceptar la oferta, por lo que Rangeón, un día en que terminó de trabajar en la agencia del acusado, la llevó al departamento para que viera el inmueble.

Allí, se repitió la maniobra, pues Rangeón le dio de beber un trago de Vodka y Speed, el cual habría sido manipulado, pues la joven afirmó que luego de tomar se sintió mareada, circunstancias en la que el acusado la sometió sexualmente, incluido sexo oral.

Que pese a resistirse, Rangeón la forzó y luego la llevó a su casa, como así también a devolverle los 40 mil pesos, incluso exigió el resto del dinero y adujo que el trató ya se había realizado, por lo que debía cumplir con lo acordado e irse a vivir a su departamento.

Plaza reconoció que pagó los otros 20 mil pesos, aunque Rangeón nunca la dejó alojarse en el mono ambiente, pues le dijo que ya no le iba a alquilar y que le iba a devolver el dinero, lo que nunca sucedió, razón por la cual acusó al productor de modas de estafa.

En base a estas denuncias, las que se realizaron luego de la detención de Rangeón, quien aducía ser poderoso y que tenía contactos y era intocable, el fiscal sostuvo que existen elementos suficientes para ampliar la acusación penal en su contra, por los delitos de abuso sexual con acceso carnal, dos hechos y estafa.

Con estos delitos imputados, hasta el momento, la escala penal que podría recaer en Rangeón oscila entre los 6 y 45 años de prisión, en caso de ser condenado, pues el Código Penal establece una sanción de 6 a 15 años por cada hecho, siendo en este caso tres los episodios imputados al empresario.

Las que no te podes perder

Recibí en tu mail las últimas noticias

Te puede interesar