Las empleadas que falsificaron certificados para vacunar familiares no irían presas

Justicia 17 de agosto de 2021 Por InformateSalta
Federico Vanni

La justicia salteña investiga a 3 empleadas del hospital Papa Francisco por falsificación de certificados médicos para beneficiar, en la vacunación contra el COVID-19, a sus familiares menores de edad. Fue el propio gerente del nosocomio quien radicó la denuncia, sin embargo, no irían a prisión.

En InformateSalta TV, programa conducido por Rebeca Aldunate y Sebastián Quinteros, el abogado penalista Federico Vanni, indicó que si bien este tipo de delitos están contemplados en el Código Penal, las penas son menores.

“Habría que ver sobre todo el trabajo de la fiscalía acerca de cuál es el perjuicio real que se logra demostrar. Hablamos también de responsabilidad administrativa y hay que ver por qué no responsabilidad civil. Las penas son demasiado bajas. La falsificación de certificado médico es de un mes a un año”, dijo.

Desde su experiencia, indicó que difícilmente las fiscalías penales investiguen casos en los que no hay presos, razón por cuál cree que lo más probable es que sobre las empleadas acusadas reciban un sumario administrativo en vez de una pena.

“Dependiendo el caso, pueden aplicarse otras figuras o delitos y con ello lograr lo que pueda ser una prisión. Por lo que escuché hasta ahora, puedo decir que no. Los sumarios administrativos tampoco son muy veloces, lo que sí estuvo bueno es haberlos apartadas de los cargos para investigar, sobre todo para que no se perjudique la prueba que puede existir”, explicó.

 

 

 

Las que no te podes perder

Newsletter

Recibí en tu mail los títulos de cada día

Te puede interesar