A los 90 años, falleció Sean Connery

Espectáculos 31 de octubre de 2020
Ocurrió en Las Bahamas, lugar en el que residía hace años junto a su esposa. Además de dejar un legado fílmico extenso, el escocés será recordado por ser el primer actor en personificar a James Bond.
Connery 3

Una de las grandes leyendas del cine, el actor escocés Sean Connery, famoso por su rol como el agente secreto James Bond, murió a la edad de 90 años. Así lo expresa el breve comunicado de la familia, que contó que Connery falleció en Las Bahamas, lugar en donde vivía desde hace algunos años, durante la noche mientras dormía. Sin embargo, no se precisaron detalles sobre las causas de su deceso.

A través de la cuenta oficial de Twitter de la saga James Bond, también confirmaron la noticia y le brindaron un homenaje.


"Sir Sean Connery murió a la edad de 90 años. Él fue el primer actor en personificar a James Bond en la pantalla grande en El satánico Dr. No de 1962, De Rusia con amor, Dedos de oro, Sólo se vive dos veces, Operación trueno y Los diamantes son eternos"


También, distintas figuras del espectáculo utilizaron sus redes sociales para despedir a la leyenda. Entre ellos, destaca la Primera Ministra de Escocia Nicola Sturgeon, el escritor Stephen King, Elizabeth Hurley y el conductor de televisión Piers Morgan; quienes le dedicaron emotivos homenajes, compartiendo fotos, anécdotas y lamentando su partida.

Connery 2
El actor, se había retirado de la industria del cine en 2006, cuando el American Film Institute le realizó una gala especial, donde se hizo un repaso de su extensa filmografía. Desde entonces era muy extraño verlo públicamente.

Su última aparición pública fue en el 2017, cuando los paparazzis lo sorprendieron ingresando junto a su esposa a una barbería en Nueva York.

Connery, retirado desde hace años de la pantalla grande, pasó sus últimos años disfrutando de la tranquilidad de Las Bahamas, en donde jugaba al golf, una de sus grandes pasiones, y disfrutaba de la vida cotidiana con su mujer, Micheline Roquebrune.

A lo largo de su exitosa carrera, el escocés ganó el Oscar a mejor actor de reparto por Los intocables, dos premios Bafta y tres Globos de Oro. Dejó tras de sí un legado ilustre de películas como Robin y Marian, Los intocables y El nombre de la rosa, así como grandes colaboraciones con el director Sidney Lumet.

Las que no te podes perder

Recibí en tu mail las últimas noticias

Te puede interesar