Remiseros se encadenan frente a la Legislatura pero les impiden cortar la calle

Reclamo 16 de octubre de 2018
Se trata de los choferes agrupados en UCRAS. Efectivos policiales los bloquean para impedir que se corte la circulación de vehículos en la zona. Los manifestantes solicitan garantías laborales y soluciones a la Comisión Bicameral de Transporte.
Ver galería remiseros ucras legislatura
1 / 2 - Foto: Somos Salta

El conflicto de los choferes de remises parece no encontrar solución, pese a las promesas de funcionarios, los conductores continúan pidiendo que el Estado intervenga para que las agencias no los exploten y poder trabajar dignamente.

A primeras horas de la mañana, poco a poco comenzaron a llegar remises a la plaza de la Legislatura, donde los conductores comienzan una nueva jornada de lucha. Se trata de remises nucleados en UCRA, quienes aseguraron que permanecerán por tiempo indeterminado hasta que se llegue a una solución.

Sergio Salinas, uno de los choferes que encabeza la lucha, manifestó: “El reclamo es el de siempre, las agencias nos explotan, no nos designas viajes, no mandan a trabajar como taxis, denunciamos a las agencias en AFI, en la Dirección de Trabajo y nadie hace nada. Exigimos que los organismos intervengan y metan presos a los que son responsables”.

El conductor señaló que otro de los problemas por lo que se encuentran encadenados es el secuestro de vehículos. “Salieron a casar vehículos, era de público conocimiento de que el titular de AMT nos dijo que paguemos los contratos y que él iba a intervenir, que iba a resguardar que no nos corran, que se iba a encargar de meter presos a esta gente. Fuimos a pagar los contratos y las agencias comenzaron a rescindirnos los contratos, a despedirnos, ellos piden que bajo la mesa les paguemos cuatro veces más de lo que dice el contrato, para evadir impuesto”.

De acuerdo a lo que manifestó Salinas, más de 30 compañeros habrían recibido la carta de recisión de contratos y temen que continúen despidiendo a más conductores. Además, denunció que “un alto político y ofreció licencias y algunos compañeros se dejaron tentar para dejar la lucha. Yo hasta recibí amenazas de muerte por un funcionario”.

Con respecto al pago de los contratos, Salinas indicó que, si bien la mayoría de los contratos establece $70 o $50 diarios, las agencias “nos quieren cobrar $300 diarios. También nos cobran la llave todas las veces que hay que renovar el contrato.  Como es posible que el Estado no intervenga, hay evasiones millonarias de los agencieros, deberían estar presos”.

Te puede interesar

Recibí en tu mail las últimas noticias

Te puede interesar