Homicidio en La Ciénaga: Hoy se conocerán los alegatos y el veredicto final

Justicia 08 de enero de 2020
En la audiencia de ayer, Víctor Alejandro Cruz, acusado de asesinar de una puñalada a Enzo Guerrero por robar un estéreo, aseguró que entre los testigos que lo acusan de ser el autor del hecho y él existe una manifiesta rivalidad. El arma utilizada tenía 20 centímetros de largo.
apuñal

En la Sala III del Tribunal de Juicio en feria se escucharon hoy las últimas declaraciones testimoniales en la audiencia de debate seguida contra Víctor Alejandro Cruz (19), alias “Pila”, imputado por homicidio calificado por alevosía en perjuicio de Enzo Guerrero, ocurrido el 16 de diciembre de 2018, alrededor de las 23, en inmediaciones de una carpa bailable ubicada en Asentamiento La Ciénaga.

Durante la audiencia de ayer, Cruz solicitó ampliar su declaración para explicar que entre los testigos que lo acusan de ser el autor del hecho y él existe una manifiesta rivalidad. Dijo que los jóvenes que residen en la parte baja del asentamiento suelen agredir a los que viven en la zona más alta cuando circulan por ese sector del barrio. Sostuvo que en más de una oportunidad, sus acusadores le lanzaron piedras o intentaron quitarle las compras que había realizado en el almacén.

A continuación declaró un efectivo de la División Homicidios que intervino en las primeras actuaciones del caso. El oficial refirió que la misma noche del hecho fue demorado el grupo de jóvenes que salió en persecución de Guerrero cuando una vecina lo señaló como el presunto autor del robo de un estéreo.

En su declaración, los demorados indicaron que cuando Guerrero ya había sido alcanzado y reducido, un sujeto vestido de gaucho bajó de un auto portando un cuchillo, avanzó hacia él y lo lesionó. Dos de los testigos manifestaron que un tal “Pilo” había sido el autor del hecho. De las tareas investigativas se obtuvo que esa persona sería Víctor Alejandro Cruz. También se pudo determinar que el imputado conducía un vehículo Fiat como el mencionado por dos testigos que estaban en la plaza y que Cruz solía vestir ropa de gaucho.

El perito de la División Homicidios refirió que los dichos de las personas demoradas la noche del hecho fueron coincidentes, tanto entre los menores como entre los mayores. Agregó también que de las averiguaciones realizadas se pudo determinar que Cruz no integraba ningún grupo de los que habitualmente se reunían en el asentamiento. Tampoco se detectó la existencia de problemas o rivalidades entre él y las personas demoradas en un primer momento.

Los testigos de la defensa

A continuación declararon dos testigos aportados por la defensa. Ambos dijeron haber estado en el auto con Cruz cuando este salió en persecución de Guerrero, la noche del hecho. Con algunas contradicciones, indicaron que el acusado condujo persiguiendo al supuesto ladrón.

El primer testigo sostuvo que Cruz fue hacia donde se dirigían las otras personas que también habían salido en persecución del ladrón pero se detuvo en un negocio. Se quedó ahí de pie, cruzó palabras con un policía y volvió diciendo: “Vamos, ya han encontrado el estéreo”. Aseguró que nunca perdió de vista al acusado.

El segundo testigo dijo que el imputado se bajó solo y fue a ver qué pasaba. A los cinco minutos volvió diciendo que ya habían agarrado al ladrón. El testigo dijo que en determinado momento sí perdió de vista al imputado porque Cruz dobló en una curva. No recordó haberlo visto intercambiar palabras con un policía.

Los detalles de la autopsia

También declaró la médica legal del CIF que tuvo a su cargo la autopsia de la víctima. La profesional señaló que Guerrero presentaba una herida de entrada de arma blanca en el hipocondrio derecho con compromiso del hígado, la aorta torácica y el pulmón izquierdo. Indicó que el arma utilizada tenía 20 centímetros de largo.

Alegatos y veredicto

Este miércoles, desde las 9, se producirán los alegatos de las partes y se dará a conocer el veredicto.

Las que no te podes perder