Rosario de la Frontera y San Lorenzo en la mira por hacer eventos clandestinos

Policiales 25 de junio de 2020
Vecinos de ambos municipios denunciaron que lejos de cumplir con el aislamiento y la prohibición de realizar eventos sociales, muchos los hacen de forma ilegal.
Evento

A pesar de que Salta se encuentra en la fase de distanciamiento social, que permite la flexibilización de muchas actividades, en medio de la lucha contra el coronavirus, los eventos sociales, usos de salones, y servicios de catering siguen prohibidos, sin embargo ya se detectaron eventos clandestinos en Rosario de la Frontera y San Lorenzo. 

Ambos ocurrieron durante el fin de semana pasado y el alerta de vecinos indignados y preocupados obligó al accionar policial; sin embargo advierten que las sanciones son insuficientes. 

En Rosario de la Frontera se desarrolló un evento social con la presencia de más de 30 personas en un salón. Tras la denuncia de vecinos la policía llegó y tomó medidas ordenadas por la justicia. El comisario Daniel Alvarado contó en medios locales que se trató de una fiesta clandestina que terminó con personas demoradas y varios vehículos secuestrados. 

“Recibimos una orden de allanamiento que al ser concretada permitió el secuestro de numerosos elementos, todos indicios de la fiesta. Hablamos de bebidas alcohólicas, manteles, sillas, mesas, equipo de sonido, heladeras, iluminación y demás”, explicó. 

Los asistentes fueron demorados y a las pocas horas liberados, no así sus autos, los cuales quedaron secuestrados y para ser recuperados deberán abonar multas de al menos 1300 pesos. Esta medida generó la molestia de los vecinos que aseguran no es un escarmiento suficiente. 

San Lorenzo 

Las irregularidades también llegaron a ese municipio donde una vecina advirtió que se estaba realizando "una falsa boda" en la villa veraniega  con la presencia de muchos invitados y hasta DJ. 

organizadores de eventos

InformateSalta pudo saber que los vecinos preocupados por la situación advirtieron a la Policía y también en las oficinas municipales, debido a riesgo que significa la aglomeración de personas en medio de la pandemia. 

La situación no sólo despertó preocupación sino también malestar en el sector empresarial dedicado a la realización de eventos por la competencia desleal que esto genera. 

Te puede interesar

Recibí en tu mail las últimas noticias

Te puede interesar