Caso Salas: Cajal además averiguó sobre un seguro y se confirmó alteró la escena del hecho

Justicia 16 de diciembre de 2019
Cajal en agosto de este año habló por teléfono con un hombre que mostraba "conocer" previamente los hechos y le da información de quién o quienes podrían ser los homicidas. Llamó a una Aseguradora para cobrar un seguro por el fallecimiento de Salas, donde admite conversaciones con el ex Fiscal Paz. Por último aseguran que alteró la escena del crimen.
Jimena salas2
Jimena salas2

Tras esta ampliación de imputación a Nicolás Cajal Gauffin en las últimas horas, surgieron más detalles del análisis, interpretación y desgrabación de una llamada producida en agosto de este año. El imputado recibió una llamada de un hombre y  el diálogo mantenido evidencia un conocimiento previo de ambas partes, que aporta información relacionada con la investigación. El llamante aportó información al imputado, no solo estableciendo como hipótesis que los autores son de otras provincias o de la zona sur de la ciudad y que indudablemente cometieron el crimen con la cooperación de residentes de Vaqueros, sino también aportó información respecto a posibles sospechosos. Se destaca además al conocer el resultado de las pericias realizadas con los perros, que quien llamó hizo referencia a maniobras típicas del comercio y vinculadas al narcotráfico.

De otro análisis telefónico se desprende que Cajal Gauffin llamó a una aseguradora en diciembre de 2017, pidiendo definiciones respecto a la indemnización por la muerte de Jimena Salas para obtener el cobro de $900.000. En la comunicación, el imputado admite conversaciones con el entonces fiscal interviniente, Pablo Paz. En ese sentido, y atento al contenido de la escucha telefónica, los fiscales Salinas Odorisio y Torres Rubelt remitieron una copia del decreto que amplía la imputación de Nicolás Federico Cajal Gauffin a la Fiscalía de Impugnación a que lleva adelante el sumario administrativo contra Paz.

Nicolás Cajal

Alteración de la escena del hecho

Los fiscales pudieron establecer mediante el análisis del abordaje del lugar del hecho plasmado a través de actas y registros fílmicos, que el imputado alteró la escena al ubicar el llavero de Jimena Salas en el alambre próximo a la puerta de ingreso, y que ello no corresponde a la verdadera escena del hecho en el domicilio.

Por lo expuesto, los fiscales ampliaron la imputación contra Nicolás Federico Cajal Gauffin por el delito de encubrimiento agravado luego de ocurrido el hecho caratulado como homicidio triplemente calificado por ser cometido con alevosía y ensañamiento y por precio o promesa remuneratoria en perjuicio de Jimena Salas.

Salinas Odorisio y Torres Rubelt consideraron que el imputado ocultó información relevante para la investigación omitiendo deliberadamente poner en conocimiento el faltante de dinero del maletín para evitar que se investigue su origen, por no poder justificar su procedencia o de sustancias prohibidas para evitar explicar su posesión.

Las que no te podes perder

Recibí en tu mail las últimas noticias

Te puede interesar