Elsa y Patricia recuerdan su amor por la docencia en el día del maestro

Educación 11 de septiembre de 2021 Por InformateSalta
maestra

Cada 11 de septiembre se agasaja a los maestros en su día, recordando el fallecimiento de Domingo Sarmiento en 1888, considerado “el padre del aula”. InformateSalta te acerca las historias de Elsa y Patricia dos maestras de vocación. 

Elsa Liendo, profesora de educación artística, nunca se cuestionó la carrera que eligió. Aunque cuándo era niña no quería ser maestra, sino periodista. Cursó sus estudios primarios en Rosario de Lerma, luego toda su familia se mudó a Buenos Aires por cuestiones laborales de su padre.

Durante su estadía en Buenos Aires, decidió estudiar un profesorado en educación física, cuándo llegó a su último año de estudio secundario conoció al Ballet Salta y comenzó a estudiar y bailar con ellos. Así esto se convirtió en su profesión.

En 1998 Elsa, dirigía una obra llamada “La Pasión”, en referencia a Cristo. Un amigo, sacerdote, la recomendó para una escuela primaria dónde buscaban maestra de educación artística, ella aceptó sin saber que tomaba una decisión que le cambiaría la vida.

Ahí conoció el diseño curricular, la planificación docente y tantas otras cosas que hacen a la labor de los maestros, “ahí dije, cómo me gusta esto”.


jugoEn medio del conflicto docente repartió jugo con su mamá y ahora lo premiaron

Un día iba caminando por la calle y vio un profesorado en expresión corporal, averiguó todo lo necesario pero no podía pagarlo. Su madre, habló con la directora y decidieron darle una beca.

“Cada vez que el instituto necesitaba alguien de danza y folklore me llevaban a mi, de esa forma yo me pagaba la carrera”, comentó Elsa muy orgullosa de su formación docente.

Terminada su carrera decidió volver a Salta, “Dios esta en Buenos Aires, pero mi corazón siempre estuvo acá”, dice Elsa quien ahora trabaja en el Ministerio de Educación de la Provincia y esta orgullosa de todo lo que construyó como docente.

Patricia García, vicedirectora de una escuela en Salta Capital.

Soy docente porque mi mamá fue docente, ella es un referente para mi”, dice Patricia quien siempre siguió con mucha atención y admiración los pasos de su madre.

Patricia, esta segura de que eligió una carrera que la hace feliz y que es muy exigente a la vez, “toda la vida tenemos que estudiar y capacitarnos para brindar un servicio profesional que forma a los futuros ciudadanos”, comenta al respecto.

Aunque ahora no esta al frente del aula, si lo hizo durante 15 años y, “significa mucho saber que esas personas van a ser gente de bien, seres humanos con valores y educación gracias a lo que uno va sembrando”.

Sobre lo que significa estar frente a decenas de jóvenes hambrientos de conocimientos, Patricia asegura que no hay que perder la humanidad y formar las personas en valores humanos.

Las que no te podes perder

Recibí en tu mail las últimas noticias

Te puede interesar